Cristina Zumárraga: «Ha sido una maravilla poder cuadrar una coproducción entre cuatro empresas porque aporta riqueza la proyecto»

Cristina Zumárraga, productora de ‘La boda de Rosa’, de Iciar Bollain

‘La boda de Rosa’ es la nueva película de Iciar Bollain, que compite este año por la Biznaga de Oro del 23º Festival de Málaga, que además inaugura. Es una producción de Tandem Films, Turanga Films, Setembro Cine, La boda de Rosa la película AIE y Halley Productions (Francia). Cuenta con la participación de RTVE, Movistar+ y À Punt Mèdia, con la financiación del Gobierno de España y con la ayuda del Institut Valencià de Cultura (IVC) y del Institut Català de les Empreses Culturals (ICEC). Las ventas internacionales correrán a cargo de The Match Factory.

‘La boda de Rosa’ se rodó en varios puntos de la Comunidad Valenciana (Valencia, Benicasim, Alcácer, Picasent, Catarroja, Silla y Paterna) y llegará a los cines españoles el 21 de agosto de la mano de Filmax. La realizadora madrileña firma el guion, en esta ocasión junto a Alicia Luna. El reparto está encabezado por Candela Peña, Sergi López, Nathalie Poza, Ramón Barea y Paula Usero. ‘La boda de Rosa’, con un presupuesto de más de 2,6 millones de euros, logró el importe máximo de un millón de euros en las ayudas generales del ICAA del año pasado.

A punto de cumplir 45, Rosa se da cuenta de que ha vivido siempre por y para los demás y decide apretar el botón nuclear, mandarlo todo a paseo y tomar las riendas de su vida. Pero antes, quiere embarcarse en un compromiso muy especial: un matrimonio consigo misma. La productora Cristina Zumárraga habla sobre la película. 

Cristina Zumárraga (Tandem Films)

A451: ¿Se puede decir que ‘La boda de Rosa’ es una película feminista?

- Publicidad -

Cristina Zumárraga: “’La boda de Rosa’ no es una película feminista, estrictamente hablando, es una película  con cierto carácter femenino que pretende también abarcar al público masculino, es una película con espíritu integrador que estamos seguras que va a gustar a mujeres y hombres indistintamente, porque en realidad habla de las familias y los roles que todos cumplimos en ella. La protagonista es una mujer que quiere cambiar cosas en su vida cuando se da cuenta que lleva 45 años viviendo la vida que los demás han querido para ella. La familia se pone patas arriba cuando ella da ese paso, pero no transcurre en un universo únicamente femenino, están el hermano, el padre, el novio…”

A451: ¿Cuántas semanas de rodaje fueron necesarias?

C.Z: “Rodamos durante seis semanas o seis semanas y media”.

A451: ¿Cuáles son los motivos de la coproducción con Francia?

C.Z: “En realidad Francia aparece como coproductor financiero, no tenemos intercambio técnico-artístico. Siempre quise hacer una coproducción con algún país europeo para hacer la película más internacional y propiciar que viajase mejor. Primero lo intentamos con Alemania, pero no fructificó y al final fue con Francia, a través de Alexandra Lebret, de Halley Productions. La conozco muy bien porque es la directora del European Producers Club (EPC), del que yo soy miembro”.

la boda de rosa
‘La boda de Rosa’ de Icíar Bollaín.

A451: Entiendo que se verá en los cines de allí…

C.Z: “Ahora la película ha sido comprada por una distribuidora tan relevante como Memento para su distribución en Francia, lo que creo que también eleva el nivel de la película”.

A451: Las ventas internacionales las lleva The Match Factory ¿dónde se ha vendido el filme?

C.Z: “Sí, las ventas internacionales las lleva The Match Factory. En el market de la pasada Berlinale hicimos un screening y ahí fue donde Memento se enamoró de la película. En cuanto el responsable de Memento salió del pase llamó a Alexandra (Lebret) para decirle que quería la película ya. Se ha vendido también a Australia y Nueva Zelanda, por ejemplo. De Berlín salieron ofertas firmes de otros territorios como Suiza, Israel…”

A451: ¿Cuál es el origen de la historia?

C.Z: “La película la empezamos a desarrollar Iciar (Bollain) y yo hace varios años, entonces estaba como productora en solitario con Tormenta Films, creo que han pasado cuatro o cinco años desde entonces. Era un tema que le inquietaba y le apetecía explorar a ella. Se enteró de que en Asia se estaban produciendo matrimonios de mujeres consigo mismas. Estuvo en un festival en Japón con una película anterior y decidió ir con la guionista Alicia Luna a investigar y a entrevistar a los responsables de una agencia que se dedicaba a organizar este tipo de bodas. El espíritu de estas bodas era diferente y obedece a la presión social que existe con las mujeres que no se casan. La idea es tener un gran día aunque no se casen con nadie, vestirse de novia, tener su ceremonia, su tarta, álbum de fotos… Tirando de ese hilo descubrió que también se estaban produciendo matrimonios de personas en solitario en Europa y Estados Unidos, aunque con un matiz diferente, porque aquí, en Occidente, funciona como un símbolo de que ante todo lo primero es quererse uno mismo y de que no hay que poner la felicidad de uno en manos de terceros. Hay que quererse y respetarse uno mismo para poder querer a otros. Con esa idea central se construyó el guion”.

A451: ¿Y cómo se traslada eso aquí y a la estructura de producción?

C.Z: “No creas, costó dar con el tono y los personajes, es una película muy alegre y a la vez emotiva, dirigida a un público muy amplio. La historia fue evolucionando y surgió la idea de rodar en Valencia porque buscábamos que la película fuera muy luminosa y colorida, en definitiva, muy mediterránea. Esto nos abrió la posibilidad de ofrecer la película a la productora valenciana Lina Badenes de Turanga Films. Con ella conseguimos también el apoyo del Institut Valencià de Cultura (IVC)».

A451: También hay ayudas de Cataluña, además del las del ICAA , claro…

C.Z: «En seguida pensé que el proyecto le podía interesar también a otra productora amiga, Fernanda del Nido de Setembro Cine. Así fue, se enamoró de esta historia de inmediato y accedió a sumarse al proyecto para ayudarnos a cerrar la financiación. Bastantes jefes de equipo y dos de los actores protagonistas, Candela Peña y Sergi López, eran catalanes y pensamos que teníamos opción de acceder a ayudas de Cataluña, como al final resultó ser. La verdad es que ha sido una maravilla poder cuadrar una coproducción entre cuatro empresas. No es nada sencillo, pero sin duda aporta riqueza al proyecto en todos los sentidos.”

A451: Todas mujeres productoras…

C.Z: “¿Casualidad que seamos todas mujeres? También es porque de manera natural me he ido acercando a mis amigas del sector para proponerles participar y poder trabajar a gusto con personas afines a mí, que sabía que iban a valorar el proyecto como se merece. Posteriormente presentamos la película a TVE y tuvimos la enorme fortuna de salir seleccionados en el comité de valoración de marzo del 2019 y a Movistar+ que la apoyaron desde el inicio. También tenemos a la televisión valencia À Punt Mèdia y estamos intentando ahora embarcar a TV3. Por último, nos presentamos al ICAA para obtener la subvención, pieza clave y fundamental de la financiación sin la que no habríamos podido hacer la película. En este caso asumimos un riego bastante alto al lanzarnos a rodar antes de que saliera la resolución de las ayudas del ICAA que no se produjo hasta el mes de octubre”.

la boda de rosa
Rodaje de ‘La boda de Rosa’.

A451: ¿Está ya clara la fecha de estreno y el número de pantallas?

C.Z: “La fecha de estreno prevista en principio era el 3 de julio, pero la pandemia nos obligó a retrasar al 21 de agosto, de la mano de Filmax. Todavía tenemos que decidir un poco la estrategia y definir con qué número de copias salimos”.

A451: Ahora, con el festival en agosto, estáis más tranquilos…

C.Z: “La película estaba sin terminar totalmente, corrimos para poder llegar en buenas condiciones al Festival de Málaga en marzo. Las mezclas se terminaron el lunes 2 de marzo, trabajando sin descanso. Entonces el comité de selección de Málaga solo vio un premontaje, sin música ni nada”.

A451: ¿La idea es promocionarla como una comedia?

C.Z: “Sí, para nosotros es una comedia, pero con matices. El otro día el responsable de la compañía Free Your Mind, que se encarga de la postproducción de imagen, me dijo que la etalonadora estaba llorando en la sala de color. Yo le dije en broma que ¡cómo que estaba llorando, si es una comedia, nos va a hundir la película! Bueno, es cierto que tiene momentos muy emotivos y entrañables como caracteriza todo el cine de Iciar, te remueve por dentro, pero también es muy divertida. Unos se ríen con la película y otros lloran, es complejo el caudal de emociones y sentimientos que te provoca”.

A451: Una «dramedia» de manual…

C.Z: “Aquí en España no se hacen mucho este tipo de “dramedias”, porque creo que es muy complicado mantener ese equilibrio entre el drama y la comedia. Iciar ha dado en la tecla con ‘La boda de Rosa’, los actores están sensacionales, Candela Peña va a sorprender, está espectacular… Todos están muy graciosos, Sergi López y Nathalie Poza, sobre todo, están insuperables. Ramón Barea es un actor muy sólido que siempre está muy bien y la joven Paula Usero se revela como una gran actriz.”

A451: ¿Qué creéis que puede aportar estar en el Festival de Málaga?

C.Z: “Nos hacía mucha ilusión estar en Málaga, creemos que esta película es idónea para el Festival de Málaga y además, con su perfil de comedia, quizá le hubiera sido más difícil acceder a otros festivales. A Iciar le hacía especial ilusión competir en Málaga”.

A451: ¿También ahora por estrategia de lanzamiento?

C.Z: “Es cierto, nos cuadraba más este certamen de cara a la estrategia de lanzamiento. Queremos estrenar en verano precisamente por el tono de comedia, el look mediterráneo, transcurre en Benicassim… Málaga nos sirve muy bien de plataforma para presentar la película y tenemos después tiempo suficiente para trabajar la campaña de cara al estreno”.

A451: ¿Qué me puedes contar del equipo técnico?

C.Z: “Tenemos a una gran compositora valenciana que se llama Vanessa Garde, con la que ya habíamos trabajado anteriormente en ‘La gran aventura de los Lunnis y el libro mágico’. Contamos con dos directores de fotografía, Sergi Gallardo y Beatriz Sastre, porque ha habido dos cámaras y dos unidades trabajando simultáneamente en el rodaje. La directora de arte es Laia Colet, que ya ha colaborado anteriormente varias veces con Iciar y conmigo, al igual que Eva Valiño que hace el sonido directo; el diseño de sonido es de Juan Ferro y las mezclas son de Steve Miller, con los que yo he trabajado también en varios proyectos. La figurinista es Giovanna Ribes, la maquilladora Amparo Sánchez y el montaje es de Nacho Ruiz Capillas, otro habitual de las películas de Iciar. La dirección de producción corre a cargo de Cristian Guijarro. Hemos mezclado mucho equipo valenciano y catalán”.

A451: ¿Quizá ahora es más difícil reunir al equipo deseado?

C.Z: “Sí, es verdad, se comenta mucho y es cierto que ahora es más complicado conseguir técnicos debido a la enorme cantidad de ficción que se está haciendo en España. Pero en el caso de Iciar y el mío mismo tenemos nuestros fieles que siempre responden, son incondicionales. Además, el nombre de Iciar Bollain es un reclamo importante cara a los intérpretes, hay muchos actores que tienen ganas de trabajar con ella. Montar el reparto no fue excesivamente complicado, aunque detrás hay un gran trabajo de dos directoras de casting estupendas como Mireia Juárez y Déborah Borque. La verdad es que empezamos con muchos meses de antelación a trabajar en el casting y eso fue clave. Aunque muchas veces también influye la suerte. Por ejemplo, Candela Peña está grabando ahora la segunda temporada de ‘Hierro’, eso significa que en este momento hubiera sido imposible contar con ella, pero entonces, en pleno verano pasado, en Valencia y Benicassim, encajó todo bastante bien, hemos tenido suerte para contar finalmente con un equipo fabuloso, tanto técnico como artístico”.

-Publicidad-