El mercado cinematográfico en España creció por encima del 7 por ciento en los primeros cinco meses de 2017

-Publicidad-
El cine español pierde cuota de mercado y el 36,6 por ciento de su taquilla en el mismo periodo respecto a 2016

El mercado cinematográfico español sigue recuperándose. Por cuarto año consecutivo los cines españoles registran cifras positivas y eso que la batalla por la reducción del IVA de las entradas sigue enquistada con un Gobierno que se limita a decir que la a intención es bajar el IVA a las entradas de cine “cuando se cumplan los objetivos de déficit”, que es como no decir nada. Mientras, el ejecutivo de Mariano Rajoy acomete la reducción fiscal en otras opciones de entretenimiento como los espectáculos en directo, un agravio comparativo de difícil explicación.

Entre el 1 de enero y el 31 de mayo de este año los cines españoles recaudaron un total de 259,6 millones de euros, lo que significa un incremento del 7,7 por ciento respecto al mismo periodo de 2016, según datos de ComScore. En estos cinco primeros meses del año, la taquilla cinematográfica general en España se ha incrementado en más de 18,6 millones de euros, sin duda buenos números. La cifra de espectadores en estos primeros cinco meses del año ha pasado de 39,4 millones de 2016 a 43,4 millones de 2017, lo que representa un incremento del 10 por ciento.

David Rodríguez, director general de ComScore para España y Portugal

“El balance es muy positivo, porque a 31 de mayo de 2017, la recaudación habría crecido por encima del siete por ciento respecto al mismo periodo del año anterior. Esto significa que estamos en el cuarto año de crecimiento consecutivo. En realidad deberíamos utilizar el término recuperación, es decir el mercado se está recuperando desde el año 2013 y eso es tremendamente positivo para todos porque por el momento todo indica que la tendencia es seguir haciéndolo durante este año”, señala el director general para España y Portugal de la compañía especializada en medición de audiencias ComScore.

Conviene recordar que según datos de ComScore, en el conjunto de 2016 los cines españoles, que integran unas 3.500 pantallas, recaudaron un total de 601.770.637 euros lo que supuso un incremento de prácticamente el cinco por ciento respecto a 2015, cuando la cifra de recaudación fue de más de 575,2 millones de euros. Traducido a euros, el año pasado se recaudaron 26,5 millones de euros más que en 2015 y desde el año 2012 no se rebasaban los 600 millones de euros de recaudación en los cines españoles. Así, en 2014 se superaron los 518 millones de euros, en 2013 se registraron lago más de 506 millones de euros y ya en 2012 la taquilla cinematográfica fue de más de 614 millones de euros. En cuanto a la cifra de espectadores, el crecimiento interanual entre 2015 y 2016 fue de algo más del 4 por ciento, pasando de los más de 96 millones de 2015 hasta superar los cien millones en 2016, un hecho que se produjo por primera vez desde el año 2010, cuando los cines españoles vendieron una cifra muy similar de entradas. En este siglo, lejos quedan todavía los espectaculares repuntes de 146,8 millones de espectadores de 2001 y 143,9 millones de 2004. Ahora 2017 camina para seguir batiendo marcas y poder abandonar la palabra recuperación de una vez por todas porque los incrementos actuales superan de momento a los obtenidos en todo 2016 respecto a 2015.

En lo que se refiere al precio medio de la entrada de cine en los primeros cinco meses de 2017, se sitúa en 5,9 euros, similar a la de ejercicios precedentes. Con años cerrados, en 2016 fueron seis euros la media que se pagó por una sesión, 5,9 en 2015, 5,8 en 2014 y 6,3 en 2013.

“Me gustaría destacar sobre todo la tendencia positiva, puesto que es el cuarto año de recuperación. Al final se ha recuperado al espectador medio para la sala, ayudan todo tipo de iniciativas y promociones como los precios reducidos el día del espectador o la Fiesta del Cine. Sobre todo es fundamental el producto cinematográfico. Si echamos un vistazo a estos cinco primeros meses del año hay títulos muy potentes como la nueva versión de ‘La bella y la bestia’, la nueva entrega de ‘Fast & Furious’, ‘La la land’…” explica Rodríguez.

Entre enero y mayo los cinco primeros filmes del ranking superaron los 12 millones de euros. La primera posición fue para la versión de imagen real del clásico Disney ‘’La bella y la bestia’ (The Walt Disney Company) con casi 21,8 millones de euros. El filme de Bill Condon, estrenda el 17 de marzo, casi dobla los registros de la segunda que fue una de las grandes triunfadoras en los pasados premios Oscar: ‘La ciudad de las estrellas. La la land’ (Universal Pictures Spain), que se estrenó el 13 de enero. El musical protagonizado por Emma Stone y Ryan Gosling ha recaudado entre enero y mayo casi 13,7 millones de euros. Más cerca del musical se encuentra la octava entrega de ‘Fast & Furious’, que fue estrenada también por Universal el 13 de abril y desde entonces hasta finales de mayo ha recaudado más de 13,4 millones de euros. La cuarta plaza es para otra secuela, en este caso para la saga literaria ’50 sombras de Grey’. El estreno de ’50 sombras más oscuras’, el tercer título de Universal Pictures en el ‘Top 5’, fue el 10 de febrero y su taquilla acumulada fue de 13,1 millones de euros en este periodo. Cierra el ‘Top 5’ de los primeros cinco meses la película animada ‘El bebé jefazo’ (Hispano Foxfilm), que llegó a los cines el 12 de abril y en menos de dos meses suma más de 12,1 millones de euros.

‘Ciudad de las estrellas: La la land’

Para el cine español esta primera parte del año no ha sido tan positiva, aunque tampoco hay razones de momento para encender las alarmas. Exceptuando los años con fenómenos como ‘Ocho apellidos’, la segunda mitad del año suele ser fundamental para el cine nacional. Basta recordar que la película más taquillera del año pasado fue ‘Un monstruo viene a verme’ (Universal Pictures), de J.A. Bayona, con 26,4 millones de euros tras su estreno a principios de octubre. Del 1 de enero al 31 de mayo de 2017 el cine español recaudó en su conjunto 28,3 millones de euros y fue visto por más de 4,6 millones de espectadores. Estos datos contrastan con los obtenidos en 2016, cuando las producciones nacionales recaudaron entre enero y mayo casi 44,8 millones de euros y superaron los 7,3 millones de espectadores. Esto significa que el cine español ha perdido más de 16,4 millones de euros y 2,7 millones de espectadores en los primeros meses del año frente al mismo periodo de 2016 o lo que es lo mismo ha reducido su recaudación un 36,6 por ciento. Y es que el cine español entre enero y mayo de 2016 registró una cuota de mercado del 18,5 por ciento y ahora no llega ni al 11.

“A grandes rasgos, no hay grandes diferencias en general respecto a 2016. El año pasado dentro del ‘Top 10’ todas las películas superaban los seis millones de espectadores, quizá cabe señalar que el cine español no ha sido tan decisivo en estos primeros meses de 2017 como lo fue por ejemplo ‘Palmeras en la nieve’, que además venía de estrenarse a finales de 2015”, afirma Rodríguez.

De hecho este año no ha habido ningún título español entre enero y mayo por encima de los diez millones de euros, mientras que el año pasado ‘Palmeras en la Nieve’ (Warner Bros.), de Fernando González Molina, que se estrenó además el 25 de diciembre de 2015, recaudó más de 12,1. También tuvieron buenas cifras al principio del año pasado ‘Cien años de perdón’ (Hispano Foxfilm), de Daniel Calparsoro, que fue estrenado el 4 de marzo de 2016 y que en su carrera comercial en los cines españoles logró cerca de 6,7 millones de euros y ‘Kiki, el amor se hace’ (Vértigo Films), tercer largometraje de Paco León, que contabilizó casi 6,2 millones de euros en 2016, tras su estreno el 1 de abril. Cabe señalar también que ‘Ocho apellidos catalanes’ (Universal Pictures), de Emilio Martínez Lázaro recaudó en 2016 casi 3,9 millones de euros y eso que su estreno fue el 20 de noviembre de 2015.

“Profundizando un poco, podemos decir que el cine español por el momento no ha funcionado tan bien en los primeros cinco meses de 2017 como lo fue el año pasado. De todos modos, es injusto analizar el cine español de enero a mayo, en mi opinión hay que hacerlo a ejercicio cerrado. En 2017 la más taquillera por ahora es ‘Es por tu bien’ con 9,5 millones de euros, mientras que el año pasado estaban con muy buenos números, además de ‘Palmeras en la nieve’, ‘Cine años de perdón’ y ‘Kiki, el amor se hace’. Volvemos a lo mismo, influye mucho las películas que estén en cartel, los estrenos del momento… por eso hay que ser cautos y esperar al final del año para extraer conclusiones sobre todo por lo que queda por delante como por ejemplo ‘Señor dame paciencia’; ‘La niebla y la doncella’; ‘Oro’; ‘Tadeo Jones 2’; ‘Marrowbone’, ‘Perfectos desconocidos’; ‘Abracadabra’…”, comenta Rodríguez.

‘Es por tu bien’

Así es, todavía no hay motivos para preocuparse por el cine español este año. En los cinco primeros meses de 2017 la película española más taquillera fue la comedia ‘Es por tu bien’ (Buena Vista International), estrenada el 24 de febrero. El filme de Carlos Therón recaudó más de 9,5 millones de euros durante ese periodo. Ya a gran distancia y eso explica en buena medida que la cuota de mercado del cine español en los primeros cinco meses de 2017 sea inferior al 11 por ciento, aparece el thriller de Oriol Paulo ‘Contratiempo’ (Warner Bros.) estrenado el 6 de enero y que fue la segunda película española más taquillera con casi 3,7 millones de euros. Muy cerca, en la tercera posición del ranking nacional, se sitúa ‘El guardián invisible’ (DeAPlaneta), que fue estrenada el 3 de marzo. La película dirigida también por Fernando González Molina basado en el primer libro de la Trilogía del Baztán de Dolores Redondo logró 3,6 millones de euros entre enero y mayo de este año, mientras que el cuarto lugar del ‘Top 5’ de películas españolas lo ocupó la película de Álex de la Iglesia ‘El Bar’ (Sony Pictures), con casi 2,9 millones de euros, tras su estreno el 24 de marzo pasado. Mención aparte merece ‘Villaviciosa de al lado’ (Waner Bros.) que se cuela en la quinta posición del ranking de películas más taquilleras de 2017 hasta el 31 de mayo con casi dos millones de euros. Pero es que la comedia de Nacho G. Velilla se estrenó el 2 de diciembre de 2016 y acabó el año pasado, con apenas un mes de trayectoria, como la tercera película española más taquillera con 8,5 millones de euros.

El parque de salas de España se estabiliza en torno a 3.500 pantallas

La tendencia positiva se e 2017 se extiende también al parque de salas de cine. Eso al menos se desprende del vigésimo Censo de Salas de Cine realizado por AIMC (Asociación para la Investigación de Medios de Comunicación), con la colaboración de los exclusivistas publicitarios del medio cine: 014 DS y Moviedis. El informe, que registra el primer incremento de cines y pantallas en seis años, toma como base el censo anterior (del 1 de abril de 2016) y las unidades básicas analizadas son locales de exhibición, pantallas/salas y butacas, tomándose como referencia ahora la situación a fecha de 1 de abril de 2017.

Las cifras muestran un cierto optimismo en el sector con un aumento del número de locales, salas/pantallas y butacas, rompiéndose de esta manera con la tendencia a la baja de los últimos años. El número de complejos de exhibición hasta abril de 2017 se sitúa en 699, aumentando 24 locales (+3,6%) con respecto al anterior censo. El número de pantallas también se incrementa respecto al año anterior pasa de 3.492 a 3.534 en 2017, con 135 altas y 93 bajas. Esto supone un leve crecimiento (+1,2%) que acaba con los descensos de los cinco años anteriores. En lo que respecta al número butacas, se fija en 789.130, produciéndose un crecimiento de 10.412 (+1,3%).

Las comunidades con mayor número de salas son Cataluña (con 646), Andalucía (con 564) y Madrid (con 493), que juntas aglutinan prácticamente la mitad de las existentes en España. En cuanto al ranking por provincias Madrid con 493 salas se sitúa en primera posición, seguida de Barcelona (451), Valencia (205), Alicante (196), Málaga (132) y Sevilla (126).

El número de municipios con, al menos, una sala de cine es de 448 (once más que en el anterior censo), lo que supone un 5,5% sobre el total. Por tanto, en promedio existen aproximadamente 1,5 locales y ocho salas por municipio con cine. Un 61,9% de la población española (+0,7 en relación al año anterior) reside en uno de estos municipios con cine.

Por otro lado, hay 2.381 salas (el 67,4%) que se localizan en poblaciones mayores de 50.000 habitantes. Además, el 93,2% de las personas que viven en estos municipios tienen cine en su localidad, frente a los individuos de poblaciones menores de 50.000 habitantes donde sólo el 27,7% dispone de él.

No se aprecian variaciones destacables en las características de los cines respecto a 2016, confirmándose así la estabilidad iniciada hace alrededor de nueve años. La media de butacas por pantalla se mantiene en 224 unidades en este último año y cada local tiene, en promedio, 5,1 salas (una décima menos que en 2016). Remontándonos mucho más atrás en el tiempo, estas cifras contrastan notablemente con las 336 butacas por pantalla y 2,8 pantallas por local que existían en 1998. En el caso de los cines de verano, el aforo por sala suele ser mayor, con 646 butacas de media frente a 213 de los convencionales. Sin embargo, el promedio de salas por local en este tipo de cines es inferior: 1,2 salas frente a las 5,6 de los convencionales.

Un 56,9% de los locales, es decir un total de 398, cuentan con más de una sala. Los cines Full HD Splau (28 salas) en Cornellá de Llobregat (Barcelona), Kinépolis Ciudad de la Imagen (24 salas) en Pozuelo de Alarcón (Madrid), Cinesa Las Rozas (24 salas) en Las Rozas (Madrid) y Kinépolis Valencia (24 salas) en Paterna (Valencia), ocupan las primeras posiciones a este respecto. Un dato relevante es el progresivo aumento del porcentaje de pantallas en locales de 10 o más salas que ha pasado del 10,8% de 1998 a, prácticamente la mitad (48,7%) en 2017.

Asimismo, existen aproximadamente 76 salas de cine por cada millón de habitantes, una más que en la anterior entrega del censo pero 16 inferior a la cifra de hace diez años. Las comunidades que figuran con 85 o más salas por millón son La Rioja (130), Navarra (94), Comunidad Valenciana (90) y Cataluña (86). Las provincias con mayor densidad son, por este orden, La Rioja, Valladolid, Soria, Girona y Alicante, que superan las 105 salas por millón de habitantes. En el lado opuesto se encuentran las comunidades de Ceuta y Melilla (47), Extremadura (53), Cantabria (62) y Asturias (62), siendo las provincias con menor concentración de salas Melilla, Ourense, Teruel, Jaén, Badajoz y Burgos, que no superan las 50 salas por millón cada una de ellas.  En términos de aforo, la densidad media es de aproximadamente 17 butacas por cada 1.000 habitantes, cifra similar a la del último censo de 2016 y cinco butacas inferior a 2007.

El proceso de digitalización de las salas de cine está prácticamente completado. De esta manera, toca a su fin la era de los proyectores de 35 mm, destinados a desaparecer o a convertirse en algo residual. En España existen 3.427 salas con proyector digital, lo que ya supone el 97% del total, con un incremento de 624 pantallas y 21 puntos porcentuales en tres años. Si nos fijamos en el número de locales, 623 (un 89,1%) ya poseen, al menos, una sala digital y, entre ellos, 608 (86,7% sobre el total) han procedido a la digitalización completa de todas sus salas. La gran mayoría (96,1%) de los cines que no cuentan con ninguna pantalla digital son pequeños cines de sala única.

España cuenta con 959 salas con capacidad para proyectar en 3D, lo que representa el 27,1% del total. Estos datos ponen de manifiesto una subida, aunque muy leve, de este tipo de salas desde 2012 (sólo +72 pantallas y +4,3 puntos en cinco años). Aproximadamente la mitad de los locales (354, un 50,6%) tienen, por lo menos, una sala 3D en sus instalaciones.  En términos absolutos, las comunidades con más salas de estos tipos son Cataluña (con 640 salas digitales y 169 en 3D), Andalucía (con 540 y 113) y Madrid (con 487 y 167). En el otro extremo, se encuentran La Rioja (41 digitales y 10 3D), Cantabria (34 y 9) y Ceuta y Melilla (8 y una).

En términos relativos, La Rioja, Ceuta y Melilla son las únicas comunidades que ya tienen el 100% de sus salas digitalizadas. No obstante, el resto de comunidades se encuentran todas por encima del 90%. Muy cerca de completar plenamente el proceso de digitalización se encuentran Cataluña (99,1%), Madrid (98,8%), Baleares (98,7%), Castilla y León (98,5%) y Asturias (98,5%). Además de La Rioja, Ceuta y Melilla, un total de 18 provincias cuentan con un parque de pantallas completamente digitalizado. Por el contrario, Galicia (94,9%), Cantabria (94,4%), Extremadura (93,1%) y Murcia (90,7%) son las comunidades autónomas que cuentan con una menor proporción salas digitales.

En cuanto a las comunidades con mayor porcentaje de salas 3D se encuentran Canarias (43,4%), Aragón (40,0%), Castilla y León (37,9%) y Asturias (36,9%). En el otro extremo se encuentran Andalucía (20,0%), Comunidad Valenciana (18,9%), Navarra (18,3%), Castilla-La Mancha (17,0%), Murcia (16,9%) y Ceuta y Melilla (12,5%). Es interesante señalar que un 60,8% y un 54,4% de la población española reside en municipios donde existe, por lo menos, una sala digital/3D, respectivamente.

“En mi opinión ya no se están cerrando salas, todo lo contrario se están abriendo, al menos eso se desprende del último Censo de Salas de AIMC. Por ejemplo, han abierto cines como Odeón Sambil, cerró Palafox, pero lo adquirió Yelmo Cines para abrirlo de nuevo reformado por completo. También está reformando los cines Ideal y por último los cines Comedia en Barcelona que estaban atravesando un situación complicada continuarán abiertos gracias a la iniciativa de Yelmo Cines”, reconoce el director general de ComScore para España y Portugal.

‘Contratiempo’

Tampoco hay que subestimar las nuevas inversiones que están llevando a cabo los exhibidores una vez más, para equipar sus complejos cinematográficos con tecnologías de proyección y sonido de última generación. Sin olvidar la puesta en marcha de otras maneras de ver el cine recuperando y actualizando fórmulas como el Autocine. “Yo creo que todo este tipo de iniciativas técnicas son siempre positivas. Esto es añadir valor a la industria y obviamente hace que el mercado crezca. También son bienvenidas iniciativas de exhibición como la apertura de Autocines u otras propuestas innovadoras. Ya había varios autocines en la zona de Levante y el Norte, pero ahora se ha abierto el primero en una capital. Es muy bueno que el cine se abra a otras alternativas, porque cada vez tiene que luchar contra más opciones de ocio”, dice Rodríguez.

Otro factor a tener en cuenta son siempre las promociones. Mientras no haya una rebaja efectiva del IVA que permita que se repercuta al menos parte en el precio, los exhibidores lo tienen difícil, de ahí que el precio medio de la entrada no varíe excesivamente en los últimos ejercicios. Sin embargo hay una iniciativa que mide muy bien los deseos de los espectadores de ver cine en gran pantalla y esa es la ‘Fiesta del cine’, que el pasado mayo vivió su duodécima edición. Según datos de ComScore la primera Fiesta del Cine del año en curso registró un total de 1.510.428 espectadores durante los 3 días de la promoción. Por supuesto, está muy lejos de la undécima edición celebrada a finales de octubre de 2016, que fue la más exitosa de la historia con 2,6 millones de espectadores, pero también este año se pierden espectadores respecto a la décima celebrada también en mayo del año pasado, su verdadera vara de medir, cuando se registraron un total de 1.709.218 espectadores durante los tres días de la promoción. (Continúa)

Por tanto, la duodécima Fiesta del Cine ha perdido, respecto a la de mayo de 2016, casi 200.000 espectadores que representa un retroceso de casi el 12 por ciento. Un hecho es claro, la Fiesta del Cine, en su edición de primavera de 2017, vuelve a superar la barrera del millón y medio de espectadores en tan solo 3 días, un hecho que hay que valorar. Además, 1.656.255 personas se registraron en la web para participar en el evento que reunió 356 cines de toda España que sumaban un total de 3.030 pantallas.

‘El guardián invisible’

“Creo sinceramente que también es una excelente iniciativa de promoción. Normalmente la edición de primavera tiene el hándicap de competir con factores como el buen tiempo, las eliminatorias de Champions, etc, pero aun así atraer como mínimo a millón y medio de espectadores nos parece muy meritorio. Además el cine se convierte en esos días protagonista absoluto de los medios de comunicación y eso es también muy importante. Tampoco tengo claro que sea nociva para el fin de semana previo y posterior a su celebración, no veo una causa efecto directa en que la gente deje de ir a los cines los fines de semana para ir a la Fiesta del Cine. Creo que a la Fiesta del Cine, además de los amantes del cine, también acude un público que habitualmente no acude a las salas los fines de semana. Y los que están acostumbrados a ir al cine durante todo el año aprovechan para ir más veces, esa es la diferencia, pienso yo”, concluye David Rodríguez, que piensa que la integración de Rentrak en ComScore, que cumple año y medio, “será altamente positiva para el mercado en tanto en cuanto se podrán generar nuevas herramientas de medición de audiencias para el sector audiovisual mundial”.

-Publicidad-

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.