‘El misterio de Hanging Rock’ continúa en COSMO: curiosidades de la serie

Publicado por

El próximo domingo 1 de julio a las 22.00 horas COSMO estrena dos nuevos capítulos de ‘El misterio de Hanging Rock’. Se trata de una producción de seis episodios ambientada a principios del siglo XX que contiene toques de misterio y paranormales y que disecciona a cada uno de sus personajes protagonistas, las jóvenes alumnas de una escuela de señoritas.

Esta producción, unánimemente alabada por la crítica, parte de la premisa de la desaparición de tres chicas (Irma, Marion y Miranda) y su profesora, cuando se encuentran celebrando un picnic por el día de San Valentín cerca de Hanging Rock. Las niñas se adentrarán a explorar la zona, una formación volcánica a las afueras de Melbourne (Australia), mientras el resto duerme… y no volverán. ¿Qué les ha ocurrido?

  • El diseñador de producción Jo Ford adquirió antigüedades para los diferentes sets por toda Australia, desde colecciones privadas, casas de subastas e incluso algunas ventas de mercadillo.
  • Jo y su equipo trabajaron estrechamente con el National Trust en Victoria cuando filmaron en algunos lugares históricos de Melbourne. El colegio privado Appleyard en realidad se grabó en seis escenarios diferentes, emplazamientos históricos de esta conocida ciudad.
  • Cuando se filmó en Hanging Rock (Woodend, Victoria), el Parque Nacional estaba abierto al público. Allí también hay instalado un popular museo sobre la famosa novela y su autora. Fue un espectáculo curioso para los turistas presenciar al reparto y los extras pasearse por la zona vestidos con trajes de época, lo que sin duda contribuyó a que su experiencia fuera mucho más realista.

  • Dos equipos filmaron en Hanging Rock durante cinco días: entre 100 y 120 personas ocuparon este emplazamiento cada día.
  • Varios figurantes locales fueron contratados como extras en una importante escena filmada durante dos días en la ciudad de Clunes. Varias toneladas de tierra cubrieron la calle principal para crear una avenida de 1900, incluyendo caballos y carruajes.
  • La diseñadora de vestuario Edie Kurzer y su equipo crearon la mayoría de vestidos basándose en la moda de la época. Las prendas originales que compraron se rehicieron para adaptarse al actor o actriz y se embellecieron para la época en la que se desarrolla ‘El misterio de Hanging Rock’.
  • La ropa interior femenina – corsés y enaguas – y blusas – fue hecha a medida. Conseguir calzado para todo el reparto fue todo un reto: los zapatos fueron comprados a proveedores de toda Australia y también a una compañía especializada en Los Ángeles. Además, fueron alterados y envejecidos para adaptarse a la época.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.