José Luis Rebordinos: “Puede haber un festival reconocible y seguro que nos gustaría que infundiera optimismo”

El Festival de San Sebastián ha presentado la imagen de su 68ª edición, que en esta ocasión protagoniza el actor norteamericano Willem Dafoe. El cartel es obra del estudio donostiarra Patio a partir de una imagen del fotógrafo Martin Schoeller. Además, el director del Festival, José Luis Rebordinos, junto a Ruth Pérez de Anucita, del Comité de dirección del certamen, ha desvelado otros detalles de la particular edición de este año.

“El Festival llega a su 68ª edición en uno de los años de mayor incertidumbre que nos ha tocado vivir. En los últimos meses, mientras vivíamos con preocupación la situación general del país y también muchas situaciones personales muy cercanas, primero pensamos que sería muy complicado que este año hubiera festival, después comenzamos a imaginar que podría haber uno muy reducido y ahora honestamente creemos y en eso trabajamos, que puede haber un festival reconocible y seguro que nos gustaría que infundiera optimismo a la ciudad, al territorio y a la industria cinematográfica”, ha explicado Rebordinos.

José Luis Rebordinos
José Luis Rebordinos

En las próximas semanas el certamen donostiarra irá anunciando otras novedades en este año tan especial, aunque el director de Festival ha reconocido que las personalidades invitadas a San Sebastián, sobre todo del ámbito internacional, se confirmarán en el último momento, a principios de septiembre, debido a la evolución de la pandemia en los diferentes países. También ha revelado que el cineasta norteamericano Woody Allen tiene la intención de estar en la ciudad para presentar su nueva película, que precisamente ha sido elegida para inaugurar la 68ª edición, aunque todavía es pronto para saber si será posible su visita.

“Vamos a hacer el mejor festival que seamos capaces pero no va a ser un festival normal al cien por cien. La normativa definitiva se va a conocer muy al final, presentaremos un proyecto al Gobierno Vasco a finales de agosto, primeros de septiembre, de aforos, flujos de públicos, colas… Tenemos que aprender a vivir tomando las decisiones con más inmediatez, la Covid-19 nos determina”, ha declarado Rebordinos.

En este sentido, el Festival prescindirá de alguna de sus sedes habituales, como el Velódromo y el Museo San Telmo, sede del Foro de Coproducción. También se ha retrasado a 2021 la retrospectiva anunciada sobre el cine coreano de los años 50 y 60 (Flores en el infierno: la era dorada del cine coreano) y este año no habrá sección de Klasikoak. Sin embargo, tiene previsto mantener en formato presencial el resto de su programación: la competición de la Sección Oficial, New Directors, Horizontes Latinos, Zabaltegi-Tabakalera, Perlak y Nest; la muestra de películas acompañadas de cenas temáticas de Culinary Zinema; así como Zinemira, Made in Spain y las proyecciones de Cine Infantil los fines de semana.

José Luis Rebordinos y Ruth Pérez de Anucita
José Luis Rebordinos y Ruth Pérez de Anucita

“La evolución de la pandemia determinará la forma final del Festival pero confiamos en mantener en formato presencial para gran parte de la programación: la Competición de la Sección Oficial, Nuevos Directores, Horizontes Latinos, Zabaltegi-Tabakalera, Made in Spain, Culinary Cinema…”, ha explicado el director, mientras que Ruth Pérez de Anucita ha añadido: “Siempre que la situación sanitaria lo permita queremos proteger el ritual comunitario, la experiencia de disfrutar colectivamente de una película en el cine”.

La realidad es que aún es pronto para saber cuál será la verdadera cara del Festival de San Sebastián 2020: “Estamos trabajando en diferentes escenarios, pero hasta que las fechas no estén más cercanas no sabemos exactamente las restricciones sanitarias. Nosotros los que vamos a hacer es cumplir al cien por cien las instrucciones que nos dé la Administración. Si hiciéramos hoy el Festival sería con un 60 por ciento de aforo, pero no sabemos cómo estaremos en septiembre, si será menos o más, si tendremos que desinfectar las salas entre sesiones… Vamos anunciando lo que tenemos seguro, que no habrá Velódromo, que el Museo San Telmo no se usará para las actividades de industria que serán todas online, excepto los Working Progress que tendrá una parte presencial. Intuimos también que tendremos que hacer más sesiones para prensa y acreditados”, apuntó Rebordinos.

El máximo responsable del Festival de San Sebastián ha elogiado la iniciativa de Tribeca Enterprises y YouTube We Are One: A Global Film Festival, un festival de cine digital inédito, de 10 días de duración, que se inició el pasado 29 de mayo con la programación seleccionada por los festivales de Annecy, Berlín, Cannes, Guadalajara, Jerusalén, Karlovy Vary, Locarno, Londres, Macao, Marrakech, Mumbai, Nueva York, San Sebastián, Sarajevo, Sundance, Sydney, Tokio, Toronto, Tribeca y Venecia: “Los festivales de cine hemos detectado la necesidad de trabajar juntos más allá de la competencia que tenemos entre nosotros, siempre hemos creído que tener una relación de colaboración nos favorece a todos. San Sebastián explora todos los años los espacios que el reglamento de la FIAPF permite para dar una mejor y más larga vida a las películas, aceptando por ejemplo en la programación la premiere europea de títulos ya estrenados en Toronto. En el año más difícil, esa idea se ha materializado en la iniciativa We are One impulsada por el Festival de Tribeca de Nueva York”.

Willem Dafoe, en el cartel

El actor estadounidense Willem Dafoe (Appleton, Wisconsin, 1955) protagonizará la imagen del cartel de la 68ª edición del Festival de San Sebastián, que tendrá lugar del 18 al 26 de septiembre. El Festival comenzó en 2018 una nueva línea de carteles, cuya composición aúna fotografía e ilustración y que preside una figura de la cinematografía contemporánea. La actriz Isabelle Huppert inauguró la serie en la 66ª edición y el año pasado lo hizo Penélope Cruz. El cartel ha sido realizado por el estudio donostiarra Patio a partir de una imagen del fotógrafo Martin Schoeller.

Presentación de los carteles de este año
Presentación de los carteles de este año

“Es un honor para el Festival que uno de los mejores actores del mundo, con el que nos une una afectuosa relación desde hace muchos años, haya aceptado ser la imagen de la 68 edición del Festival de San Sebastián”, ha apuntado el director del Festival de San Sebastián, José Luis Rebordinos.

Los carteles de esta edición pertenecen a la serie Huele de cine, elaborada por el estudio donostiarra Patio, que ya diseñó el cartel de la retrospectiva dedicada a Ernst Lubitsch en 2006, en la 54ª edición. El director creativo de Patio, Patxi Zapirain, ha partido de un concepto que agrupase la cartelería y la dotase de una identidad compartida, con el objetivo de “contribuir al posicionamiento del Festival como lugar de encuentro del pasado, presente y futuro del cine”.

El Festival ya ha dado a conocer anteriormente que el filme que inaugurará fuera de concurso la 68ª edición, ‘Rifkin’s Festival’, dirigido por Woody Allen y rodado en la ciudad, la entrega del Premio Donostia al actor y director estadounidense Viggo Mortensen, acompañada de la proyección de ‘Falling’, su debut como cineasta y seis películas que competirán por la Concha de Oro. “Para nosotros es un honor que algunas de las grandes películas de este año, que podrían incluso haber ganado la Palma de Oro en Cannes, hayan aceptado que su estreno mundial y europeo sea en San Sabastián”, ha confesado Rebordinos, aunque la pandemia ha mostrado una doble cara en este sentido: “De alguna forma nos hemos visto tristemente beneficiados por la cancelación del Festival de Cannes para poder presentar algunas películas muy importantes, pero la pandemia también nos ha perjudicado tanto a nosotros como a Venecia y a otros festivales de otoño porque algunas películas que habíamos trabajado para tenerlas en el Festival ya no van a llegar porque no se han podido acabar, algunas ni han reanudado el rodaje”.

Un Festival de 12 meses

“Además de los efectos de la pandemia a corto plazo, en los próximos años vamos a asistir a la transformación de nuestros hábitos, de condiciones que creíamos que nunca cambiarían. De hecho, a nosotros esta nueva situación nos está reafirmando que hasta ahora era simplemente una apuesta, fruto de una intuición y el análisis de la transformación que están sufriendo los festivales de cine. Llevamos ya años insistiendo en que San Sebastián tiene que ser un Festival de 12 meses y en esa línea estamos trabajando ya desde hace tiempo para rentabilizar la inversión humana y económica que supone. Para ello hemos encontrado unas grandes e imprescindibles aliadas en otras instituciones como Tabakalera, Filmoteca Vasca, Elías Querejeta Zine Eskola, entre otras”, ha señalado Rebordinos.

El director del Festival de San Sebastián ha cerrado su intervención lanzando un mensaje de optimismo, pero sin menospreciar el reto que supone celebrar el certamen este año: “Es un año muy raro, pero tenemos que ser optimistas y hacer todo lo que podamos para que salga adelante, tenemos que empezar a recuperar cierta normalidad pero siendo conscientes de que todo va a ser complejo, porque lo importante sigue siendo el tema sanitario”.

-Publicidad-

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.