“Nosotros mismos nos colocamos en una situación de desventaja si el día de los Goya convertimos la ceremonia en una tribuna reivindicativa”

- Publicidad -
Emilio A. Pina, Director General de la Academia de Artes y las Ciencias Cinematográficas de España

Desde finales de abril de 2013 Emilio A. Pina es director general de la Academia, una institución en la que lleva colaborando activamente desde el año 2003 y de la que fue vicepresidente en la terna que formó junto a Álex de la Iglesia e Icíar Bollain, entre junio de 2009 a abril de 2011. Como productor ejecutivo, Pina ha trabajado en organización de la ceremonia de entrega de los Premios Goya en cuatro ediciones: 2013, 2012, 2008 y 2007. Este año vuelve a asumir esta misma responsabilidad desde la dirección general de la institución cinematográfica mientras saborea el éxito de ‘El tiempo entre costuras’ la serie de televisión producida por Boomerang TV que emite Antena 3, un trabajo realizado ahora hace un par de años. Su faceta en el área de producción de momento está aparcada como ordenan los estatutos de la Academia, por lo que se dedica al cien por cien a la entidad de la calle Zurbano. Pina desvela los detalles de la gran fiesta del cine español la 28º edición de los Premios Goya, que se entregan el 9 de febrero en el Hotel Auditorio de Madrid.

Emilio A. Pina
Emilio A. Pina. Fotos: Academia de Cine

Audiovisual451: En primer lugar enhorabuena por el éxito de ‘El tiempo entre costuras’…

Emilio Pina: “Gracias, la vedad es que estamos muy contentos, nuestra intención fue hacer una serie con la factura que tenían las series españolas cuando eran rodadas en cine, como ‘Los gozos y las sombras’ o como una de las primeras en las que yo participé: ‘Brigada Central’”.

AV451: Vamos a centrarnos en la gran fiesta del cine español, la 28ª edición de la ceremonia de entrega de los Premios Goya ¿Qué me puede desvelar de la gala, cuál será su rasgo distintivo?

E.P: “Siempre que preguntan por las novedades de la Gala, vamos los añadidos a la entrega de los premios, la respuesta es la misma, las novedades las marca el conductor de la gala. La Academia tiene una línea editorial muy marcada, que para bien o para mal, está encorsetada por la cifra de premios que se entregan, por lo que las variables se reducen mucho. Las alternativas son arrancar con un vídeo de entrada, con un número de escenario, con un monólogo del conductor… Luego están los contenidos adicionales que salpicarán la gala. Yo creo que el carácter de cada gala lo da el presentador y en este caso estamos muy contentos con la elección de Manel Fuentes”.

AV451: ¿Qué aportará entonces Manel Fuentes a la ceremonia?

E.P: “Creo que es un profesional del entretenimiento que entra muy bien a todo el mundo, pero no le impide tener su toque ácido. Nos sentimos muy cómodos con él”.

AV451: ¿Se ha involucrado mucho en la producción?

E.P: “Su condición para presentar los Goya fue dirigir la gala y el control de guión. El también trajo su propio equipo, la Academia por su parte aporta la experiencia, el modelo de gala y además del equipo que en los últimos años ha estado a cargo de las piezas audiovisuales que se podrán ver en la retransmisión. Vamos a mantener las parodias de las nominadas con alguna vuelta de tuerca a sugerencia del propio Manel. Pretendemos que la gala sea lo más ligera posible, nos gustaría que los discursos de los premios fueran prácticamente en elipsis (ríe) y que el ‘show’ fuera más protagonista, pero es inevitable que cada premiado tenga su tiempo y viva su momento de gloria. Eso sí, lucharemos contra los agradecimientos extensos (vuelve a reír)”.

manel-fuentes-casino-d
Manel Fuentes. Foto: Pipo Fernández.

AV451: ¿Exigís a los nominados que sean breves si suben a recoger un premio?

E.P: “Solemos dar instrucciones para que sean breves, si alguno se ha excedido demasiado es por insurrección. Yo creo que en la mayoría de los casos no se dan cuenta, es su momento, entran en una espiral y es muy difícil que piensen en los 4 millones de espectadores que les están viendo por televisión y no en los familiares y amigos que están en el patio de butacas o en sus casas”.

“Vamos a mantener las parodias de las nominadas con alguna vuelta de tuerca a sugerencia del propio Manel. Pretendemos que la gala sea lo más ligera posible, nos gustaría que los discursos de los premios fueran prácticamente en elipsis (ríe) y que el ‘show’ fuera más protagonista, pero es inevitable que cada premiado tenga su tiempo y viva su momento de gloria. Eso sí, lucharemos contra los agradecimientos extensos”

AV451: ¿Qué duración está prevista para la ceremonia de este año?

E.P. “Siempre nos contentamos con que dure un poco menos que la del año anterior. En este sentido lucho por arrancar entre diez minutos y cuarto de hora a la gala del año pasado”.

AV451: Hemos hablado con algunos nominados y nos han comentado que la Academia es muy estricta respecto a los personas que pueden subir a recoger cada premio, en las candidaturas individuales está claro pero en las conjuntas…

E.P: “Hay premios muy nominativos pero hay otros más corales, como algunos premios técnicos o incluso el de mejor película, porque, y más aún en la situación actual, las películas tienen muchos productores. La Academia en sus bases prevé que se nombre una delegación limitada, que por ejemplo no suban ‘27’ personas al escenario y que todas quieran dar su discurso de agradecimiento”.

AV451: En los pasados premios Forqué uno de los hechos más destacados fue el abucheo que recibió el ministro Wert ¿teméis que la ceremonia de los 28º Premios Goya se convierta en una gala reivindicativa y que se arremeta de nuevo contra la política cultural del Gobierno actual?

E.P: “La Gala nunca será reivindicativa, serán reivindicativas algunas de las personas que intervienen en ella y que nosotros no podemos controlar. Yo estoy muy tranquilo porque el guión que yo manejo sé exactamente cual es y la personas que trabajan para mi sé que se van a ceñir a este guión, esto lo tengo muy claro. Sin embargo, nosotros no podemos controlar lo que digan los premiados, puedo lanzar un mensaje, ni siquiera un consejo, en el que les diga que la mejor forma de honrar nuestro trabajo, que ya bastante difícil nos lo ponen, es hablar exactamente de lo nuestro y promocionar nuestro cine. Luego tenemos otros 364 días más para manifestarnos, pero ese día vamos a centrarnos en el cine español. Vemos los Oscar y decimos que es un espectáculo fantástico donde no pasa nunca nada, o lo que pasa, que no tiene que ver con el cine, queda marginado. Nosotros mismos nos colocamos en una situación de desventaja si el día de los Goya vamos con harapos o convertimos la ceremonia en una tribuna reivindicativa que no es el objeto principal. Dicho esto, también es cierto que la situación actual es terrible y no solo en el mundo del cine. Precisamente por eso, por la situación general del país, también me parece tremendamente egoísta que nos metamos en millones de hogares para hablarles de nuestros problemas”.

“La Gala nunca será reivindicativa, serán reivindicativas algunas de las personas que intervienen en ella y que nosotros no podemos controlar. Yo estoy muy tranquilo porque el guión que yo manejo sé exactamente cual es y la personas que trabajan para mi sé que se van a ceñir a este guión, esto lo tengo muy claro. Sin embargo, nosotros no podemos controlar lo que digan los premiados, puedo lanzar un mensaje, ni siquiera un consejo, en el que les diga que la mejor forma de honrar nuestro trabajo, que ya bastante difícil nos lo ponen, es hablar exactamente de lo nuestro y promocionar nuestro cine. Luego tenemos otros 364 días más para manifestarnos, pero ese día vamos a centrarnos en el cine español”.

AV451: ¿Cuánto tiempo de producción necesita un programa en directo como éste y qué equipo humano lo hace posible?

E.P: “Para las cuestiones organizativas previas y el rodaje de la piezas no somos muchos. En producción seremos unas 16 personas, con un sala de montaje con tres profesionales, además del equipo humano de la Academia que está involucrado al cien por cien. Cuando llegamos a las fechas cercanas a la celebración, el equipo crece de forma exponencial y casi incontable. Hay tres equipos diferentes trabajando simultáneamente, por un lado el equipo fijo de la Academia, un equipo técnico para la realización de las piezas y la organización de la gala, además del equipo humano de TVE, que es muy numeroso y difícil de precisar. Desde la Academia asumimos la coordinación general de todos los equipos y de la Gala, además, claro está, de la gestión del contenido del ‘show’. Se puede decir que controlamos el paquete de talento de la gala: la dirección, el guión, incluidas las parejas de entregadores de premios. Coordinamos con TVE los ensayos y la retransmisión, con multitud de reuniones previas donde mostramos el guión y trabajamos en él”. (Continúa)

AV451: El año pasado la dirección corrió a cargo de otro Manel, Manel Iglesias, que este año codirige la gala junto a Fuentes ¿cómo se reparten roles?

E.P: “Exacto, Manel Iglesias es codirector y aporta una gran experiencia y muchos eventos en directo como éste. También habría que destacar a Oriol Bosch, que viene por parte de Manel Fuentes y que también es un profesional también de contrastada experiencia. La realización de TVE correrá a cargo de Luis Campoy que ya ha sumido este rol en anteriores ocasiones, es un grandísimo realizador que nos da mucha tranquilidad”.

“Desde la Academia asumimos la coordinación general de todos los equipos y de la Gala, además, claro está, de la gestión del contenido del ‘show’. Se puede decir que controlamos el paquete de talento de la gala: la dirección, el guión, incluidas las parejas de entregadores de premios. Coordinamos con TVE los ensayos y la retransmisión, con multitud de reuniones previas donde mostramos el guión y trabajamos en él”.

AV451: Por segundo año la gala regresa al Hotel Auditorium de Madrid ¿quedasteis satisfechos de estas instalaciones?

E.P: “Sí. Llegamos a él como una solución de último momento pero hicimos de la necesidad virtud y estamos encantados. En el interior, además de tener el mayor patio de butacas de Madrid, todas las localidades están al mismo nivel por lo que para la realización televisiva es muy interesante y lo democratiza. También creo que tiene salas cómodas para la prensa”.

AV451: ¿Cuándo comienza el trabajo fuerte?

E.P: “Una vez que tenemos todas las piezas grabadas, realizamos una lectura del guión y comenzamos a preparar ensayos de los números en directos, que pueden ser dos o tres. Los ensayos fuertes finales se realizan la última semana, con el decorado ‘in situ’. El día antes se hace un ensayo general ya con todo el equipo de TVE”.

Emilio A. Pina, Manel Fuentes y Enrique González Macho
Emilio A. Pina, Manel Fuentes y Enrique González Macho

AV451: ¿El presupuesto es similar al del año pasado?

E.P: “Sin entrar en detalles, el presupuesto es similar al de 2013, pero han cambiado las aportaciones de cada una de las partes. Este año la Academia asume una mayor parte del presupuesto debido a que las cantidades de los patrocinios son más reducidas. Gracias a otras formas de generar ingresos hemos podido realizar una mayor aportación por parte de la Academia”.

AV451: Es cierto que en los últimos meses la Academia ha cerrado acuerdos de patrocinio con empresas privadas como Gas Natural-Fenosa, Adecco y Casino Gran Madrid…

E.P: “Desde que estoy en la dirección general de la Academia el 85 por ciento de mi tiempo lo he dedicado a intentar buscar recursos, compañeros de viaje que no solo permitiesen la producción de la gala sino también la actividad del día a día de la Academia durante un año”.

 “El presupuesto es similar al de 2013, pero han cambiado las aportaciones de cada una de las partes. Este año la Academia asume una mayor parte del presupuesto debido a que las cantidades de los patrocinios son más reducidas. Gracias a otras formas de generar ingresos hemos podido realizar una mayor aportación por parte de la Academia”.

AV451: Imagino que la Academia absorbe mucho…

E.P: “Este puesto pide exclusividad y estoy en excedencia como productor. No puedo volver a mis labores de producción hasta que no abandone la dirección general de la Academia. Te aseguro que este trabajo absorbe y además para mi la gestión en sí no es mi profesión, mi profesión es la gestión de contenidos audiovisuales, de películas y de series. Acepté el puesto por mi vocación de servicio pero no sé por cuanto tiempo estaré aquí, no me lo he planteado”.

AV451: Además de la consecución de recursos privados para la Academia ¿qué otras líneas de trabajo pretendes impulsar desde la dirección general?

E.P: “El primer año he tenido claro procurar la subsistencia mínima de la Academia, ahora podemos decir que 2014 está salvado. Mi obsesión ha sido ajustar la economía de la Academia sin que se vieran perjudicadas sus actividades, que no hubiera merma. En un segundo año afrontamos nuevos retos. Lanzamos la aplicación para iPad de la Revista de la Academia, lo que nos va a permitir tener muchos más lectores, a la vez que afianzamos nuestro objetivo de promoción del cine español. Esta aplicación saldrá más adelante para Android. Otro de mis objetivos es inventar actividades para descentralizar un poco la Academia, que sus acciones viajen a otras regiones. Ya hicimos un ciclo de cine itinerante y ahora nos gustaría centrarnos en la música, dar a conocer la música de cine español, programaremos alguna gira, que no solo se pueda ver en Madrid. Buscaremos patrocinadores para ello. Tenemos que salir mucho más fuera, es lógico que la sede de la Academia acoja actividades, pero no podemos quedarnos en un ámbito tan local, hay que llegar más lejos”.

AV451: Es una realidad que el cine español no tiene muy buena prensa en España y quizá sea porque no se conoce…

E.P: “Claro. Antes de ocupar este puesto siempre pensaba por qué no éramos más populares. Por qué no podemos entrar en el público como la ficción de televisión. Tendríamos que aprender mucho de la ficción televisiva que en España ha conseguido llegar a empatizar con los espectadores por encima de las series que vienen de fuera. El cine español ya tiene la calidad y el día que consiga esa capacidad de ser más permeable a la sociedad española habremos dado un gran paso”.

“Otro de mis objetivos es inventar actividades para descentralizar un poco la Academia, que sus acciones viajen a otras regiones. Ya hicimos un ciclo de cine itinerante y ahora nos gustaría centrarnos en la música, dar a conocer la música de cine español, programaremos alguna gira, que no solo se pueda ver en Madrid. Buscaremos patrocinadores para ello. Tenemos que salir mucho más fuera, es lógico que la sede de la Academia acoja actividades, pero no podemos quedarnos en un ámbito tan local, hay que llegar más lejos”.

AV451 ¿Por qué el cine español no lo consigue y más teniendo en cuenta que muchos de los protagonistas de las películas actuales vienen precisamente del mundo televisivo?

E.P: “Yo creo que no es culpa de los contenidos ni de los actores o de los autores. Cada vez hay más profesionales que vienen de la televisión. En mi opinión hay dos factores, creo que ha habido una época optimista en la que se han hecho películas que solo interesaban a algunos de nosotros, dando la espalda la espectador. En segundo lugar han surgido corrientes interesadas en presentarnos como un enemigo, como un colectivo que solo hace películas sobre la Guerra Cívil… Ha sido un mensaje repetido hasta la saciedad que ha calado en la sociedad. A veces me siento con amigos que no son de la profesión y tienen esa percepción un tanto lejana. También es verdad que cuando hacemos un intento de acercar el cine español a la sociedad yo creo que se valora, que hay productos que interesan y son muy bien aceptados, que llegan al espectador. Cuando este espectador empieza a valorar el cine español ya puedes razonar con él, puedes preguntarle ¿has visto más películas sobre la Guerra Civil o sobre la Guerra de Secesión Norteamericana o la de Vietnam?, pero para eso hay que llegarles primero con títulos españoles, películas con vocación comercial”.

AV451: La Academia está presente en las reuniones que están abordando el nuevo modelo de financiación del cine ¿qué espera la Academia?

E.P: “Parece que todo se está alargando demasiado en el tiempo y yo me esfuerzo por tener esperanza en que alcancemos un nuevo modelo de financiación del cine, que sea justo y acorde con lo que ocurre en otros países. Nos gustaría conseguir el apoyo que tienen otros países del entorno europeo. En pocas palabras, me gustaría que fuéramos un poco franceses en este sentido. No podemos olvidarnos del corto plazo y del legado que vamos a dejar a las siguientes generaciones, si vamos a apostar por nuestra cultura o dejamos que vayan a remolque de la ‘hamburguesa”.

“Creo que ha habido una época optimista en la que se han hecho películas que solo interesaban a algunos de nosotros, dando la espalda la espectador. En segundo lugar han surgido corrientes interesadas en presentarnos como un enemigo, como un colectivo que solo hace películas sobre la Guerra Cívil… Ha sido un mensaje repetido hasta la saciedad que ha calado en la sociedad. A veces me siento con amigos que no son de la profesión y tienen esa percepción un tanto lejana. También es verdad que cuando hacemos un intento de acercar el cine español a la sociedad yo creo que se valora, que hay productos que interesan y son muy bien aceptados, que llegan al espectador”.

AV451: ¿Ha notado la Academia un considerable descenso de la producción al hacer la selección para los Goya de este año?

E.P: “Creo que es ahora cuando se está empezando a notar más claramente. En estos años, hemos bromeado con la posibilidad de no poder hacer los premios por falta de películas. Ahora en serio, yo creo que no se nota tanto en la cifra de producción como en que ha desaparecido la película media española. O se hacen películas muy baratas, de francotirador, o muy ambiciosas con un presupuesto más elevado, las películas de Alejandro Amenábar, Santiago Segura, Pedro Almodóvar… Se demuestra que el talento está muy vivo, pero la industria está muy tocada”.

AV451: ¿Qué opinas de la selección de este año?

E.P: “Precisamente que seguimos teniendo un gran talento y muchísima variedad. El cine español estaría en un momento espectacular si salváramos la cuestión económica”.

AV451: En abril la Academia celebra elecciones ¿volverá a presentarse Enrique González Macho a la presidencia de la institución?

E.P: “No sé lo que hará, él no dijo directamente que no fuera a presentarse, lo que dijo fue que este año acababa su mandato. Yo creo que todavía no tiene una decisión tomada porque ahora nos puede la batalla del día a día”.

Emilio A. Pina (Madrid, 1962) comenzó como freelance en los departamentos de dirección y producción para las productoras Pedro Masó P.C. y Nickel Odeón Dos. Finalizó esta etapa especializándose como productor ejecutivo y director de producción de una de las empresas líderes del sector en aquel momento, BocaBoca Producciones, y como productor independiente con su propia compañía, Quiroptero Films. Pina es miembro de APPA (Asociación de Profesionales de la Producción Audiovisual), de la que fue uno de sus fundadores, ha participado en numerosas series de televisión ‘El tiempo entre costuras’, ‘Los protegidos’, ‘El comisario’ y ‘Todos los hombres sois iguales’, entre otras, y en películas como ‘El corazón de la tierra’, ‘Semen, una historia de amor’, ‘Planta 4ª’, ‘Nos miran’, ‘La gran vida’, ‘Cha, cha, chá’, ‘Insomio’, ‘Perdona bonita, pero Lucas me quería a mí’, ‘El amor perjudica seriamente la salud’, ‘Boca a boca’ y ‘Alegre ma non tropo’, que llevan la firma como productor ejecutivo, labor que también ha ejercido en Boomerang TV.

-Publicidad-

2 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.