Javier Méndez: “Hay otras producciones más cercanas que nos dan más quebraderos de cabeza que ‘Rifkin’s Festival’”

- Publicidad -

‘Rifkin’s Festival’ de Woody Allen inaugura el 68º Festival de San Sebastián

El estreno mundial de la nueva película de Woody Allen, ‘Rifkin’s Festival’, rodada precisamente en San Sebastián, tendrá lugar en la 68ª edición del Festival de San Sebastián el próximo 18 de septiembre, fuera de concurso y como película inaugural.

El rodaje de la 51º película de la carrera de Woody Allen se inició el 10 de julio del año pasado en San Sebastián y finalizó el 20 de agosto, con la colaboración de San Sebastian-Gipuzkoa Film Commission. Con producción de la española The Mediapro Studio, junto a Gravier Productions (Estados Unidos) y Wildside (Italia), también cuenta con el apoyo de RTVE. La película será distribuida en España por Tripictures, mientras que The Mediapro Studio Distribution se ocupará de las ventas internacionales.

‘Rifkin’s Festival’
Rodaje de ‘Rifkin’s Festival’

El filme arra la historia de un matrimonio estadounidense que acude al Festival de San Sebastián y queda prendado del festival, de la belleza y encanto de la ciudad y de la fantasía del mundo del cine. Ella tiene un affaire con un director de cine francés y él se enamora de una española residente en la ciudad.

Esta comedia romántica escrita y dirigida por Woody Allen cuenta en su reparto con los actores españoles Elena Anaya y Sergi López, junto a Louis Garrel, Gina Gershon, Wallace Shawn y Christoph Waltz. Es la segunda vez que Allen inaugura el Festival de San Sebastián, tras la apertura en 2004 con ‘Melinda y Melinda’. ‘Rifkin’s Festival’ es también la cuarta colaboración entre Mediapro y el director y guionista después de que la compañía española produjera ‘Midnight in Paris’ (2011), ‘Conocerás al hombre de tus sueños’ (2010) y ‘Vicky Cristina Barcelona’ (2008), filmes que lograron dos Premios Oscar, entre otros muchos reconocimientos y galardones. Javier Méndez, Director de Contenido Global de The Mediapro Studio, cuenta lo que ha supuesto está cuarta colaboración del genio newyorkino con Mediapro.

-Publicidad-

Audiovisual451: ¿Cómo van todas las producciones de The Mediapro Studio?

Javier Méndez: “Estamos ya recuperándonos para coger un poquito de impulso y vigilantes con la evolución de la pandemia. Esto es como un circo de 25 pistas, tienes domadores, trapecistas… hay de todo”.

A451: Y entre medias su cuarta colaboración con Woddy Allen, nada menos…

J.M: “Es cierto, esta es nuestra cuarta película con Woody Allen y la verdad es que es bastante sencillo trabajar con él. Su forma de trabajar hace que no sea complicado, busca la simplicidad, no quiere complicaciones”.

A451: ¿Y a nivel de reparto con todo lo que ha ocurrido últimamente?

J.M: “A nivel de casting también es más fácil porque todo el mundo quiere trabajar con él, son rodajes muy tranquilos y agradables siempre”.

A451: ¿Más fáciles que otras producciones nacionales sin un cineasta internacional?

J.M: “Sin duda, hay otras producciones más cercanas que nos dan más quebraderos de cabeza, pero también hay que tener en cuenta que las historias que plantea Woody Allen, son muy de personajes y no suelen requerir gran complejidad. Salvo ‘Midnight in Paris’ que había una parte de época, no suelen ser complicadas”.

A451: ¿Por qué cree que es tan sencillo? ¿Podría profundizar?

J.M: “Sus guiones son muy fáciles y también ayuda mucho su manera de trabajar, no hace muchas tomas, no ensaya mucho, deja mucha libertad a los actores, no da muchas indicaciones… tiene muy claro lo que quiere. El ambiente de rodaje es muy relajado, incluso muchos días terminábamos antes de la hora prevista”.

A451: ¿Y rodar en San Sebastián?

J.M: “El rodaje fue muy agradable porque la ciudad se volcó, incluso se llegó a cortar la playa de la Concha. Había mucho entusiasmo y respeto porque todo el mundo es muy consciente de la visibilidad que puede ofrecer a la ciudad la película cuando se estrene. La colaboración fue total”.

A451: ¿Movían un equipo muy grande?

J.M: “No, el equipo no era enorme, muy parecido al de cualquier película media española”.

A451: ¿Tampoco es exigente un director de fotografía como Vitorio Storaro?

J.M: “Vitorio Storaro se complementa perfectamente con Woddy Allen, se tienen un respeto mutuo muy grande. Al igual que Woody Allen, Storaro lo hace todo muy sencillo porque igualmente tiene las cosas muy claras y hace lo que se espera de él. Lo bueno de los artistas de esta talla, de gente tan brillante, es que saben siempre lo que buscan y cuando lo tienen pasan a lo siguiente, no pierden el tiempo”.

‘Rifkin’s Festival’

A451: Por cierto ¿cómo se maneja un equipo técnico nacional e internacional?

J.M: “La mayoría del equipo de rodaje era local. Cada vez los técnicos españoles están más habituados a estos rodajes internacionales y trabajan en este tipo de ambientes con varios idiomas, no es un hándicap, la verdad”.

A451: Imagino que con tan pocas tomas, el montaje y la postproducción en general tampoco se complican demasiado ¿no es así?

J.M: “Eso es, como no se hacen muchas tomas el montaje no suele ser muy problemático, no hay muchas opciones donde elegir. Él (Woody Allen) monta la película en su oficina de Nueva York y lo hace bastante rápido. Tampoco es compleja la postproducción”.

A451: ¿Dónde se realizó?

J.M: “La postproducción se ha hecho toda en Nueva York, el color, el sonido…”

A451: Parece que es una película hecha para abrir el Festival de San Sebastián…

J.M: “Incluso ya antes del rodaje José Luis Rebordinos intuía que podía ser una gran opción para inaugurar el Festival. Ya cuando pudo verla acabada, lo confirmó y contactó con nosotros para proponernos estar en el Festival de San Sebastián. Para nosotros es un honor, porque creemos que es el lugar donde tiene que estar la película para presentarse al mundo”.

A451: ¿Cómo será la presencia en San Sebastián?

J.M: “Estamos pendientes de cómo evoluciona la pandemia para ver como planteamos nuestra presencia en el Festival. A día de hoy sabemos de las limitaciones, pero nos hace mucha ilusión estar allí y lanzar un mensaje de cierta normalidad”.

A451: ¿Y estará Woody Allen?

J.M: “Confiamos en poder traer a Woody Allen y a todo el elenco de la película, si sanitariamente es posible, claro”. El plan de Woddy Allen es estar en San Sebastián, pero habrá que verlo”.

‘Rifkin’s Festival’

A451: ¿Qué fue lo que os hizo decantaros por Tripictures para su distribución en España?

J.M “El entusiasmo y las ganas que mostró Tripictures fue suficiente para confiarles la distribución de la película. Su voluntad ha sido siempre ser los distribuidores de ‘Rifkin’s Festival’, demuestran un amor al cine y en concreto al cine de Woody Allen que nos motiva mucho. Compartimos el punto de vista sobre el lanzamiento que necesita. Estamos encantados”.

A451: ¿Y cuándo será el estreno?

J.M: “Estamos barajando varias alternativas de estreno, pero ahora mismo es muy difícil tomar una decisión porque el escenario es muy cambiante. Somos muy cautos, queremos elegir una fecha en la que el público pueda ir al cine con cierta normalidad, estamos muy atentos a la evolución de la taquilla… Queremos que todos los cines estén abiertos, seremos prudentes, porque afortunadamente Woody Allen tiene un público fiel en España y queremos cuidar mucho la película”.

A451: ¿Ya ha sido vendida a otros territorios?

J.M: “Bueno, la película ya ha sido vendida a bastantes territorios. Por ejemplo, en Italia tenemos un coproductor que garantiza la distribución allí. Sí, el público de Woody Allen es muy fiel a nivel mundial y por esa razón ya hay muchas compañías recurrentes que quieren estrenar la película en su territorio, hay mucha fidelidad también en este sentido”.

A451: ¿Y que le espera a The Mediapro Studio hasta final de año?

J.M: “Tenemos pendiente finalizar el rodaje de ‘Competencia Oficial’, con Antonio Banderas y Penélope Cruz, que tuvimos que parar por el Estado de Alarma. Si va todo bien lo retomaremos en septiembre. Estrenaremos también la coproducción argentina ‘4×4’ y estamos también trabajando en la nueva película de Fernando León, ‘El buen patrón’, eso es lo más inmediato”.

A451: ¿Y cómo os enfrentáis a los rodajes en esta situación?

J.M: “Lo esencial es que se elimine la incertidumbre, tenemos claro que lo más importante es salvaguardar la salud de la gente. Que los técnicos, los directores y los actores puedan ir tranquilos a los rodajes. Para ello hemos diseñado un protocolo muy estricto precisamente para dar tranquilidad al equipo. Esperamos que los rebrotes no vayan a más y que no haya limitaciones de movilidad”.

Woddy Allen, con el Premio Donostia

A451: ¿Ya habéis testeado el protocolo?

J.M: “Desde que surgió la pandemia creamos un grupo de trabajo para elaborar protocolos de cara a la vuelta a los rodajes. Primero empezamos con los programas de televisión y todo fue posible a base de mucho trabajo para garantizar la seguridad. Estudiamos los flujos de personal y poco a poco pudimos poner las cosas en marcha. Todo parecía al principio imposible, se veía todo negro, pero después se ha comprobado que ha sido posible”.

A451: ¿Más sencillo de lo que pensabais en un primer momento?

J.M: “Cuando he hablado con otros compañeros, todos estamos un poco igual, a todos nos parecía más complicado de lo que al final ha sido, pero no hay que bajar la guardia, hay que ser muy responsables, recordar a los equipos cada día lo que tienen que hacer y concienciar a todos y en especial a los miembros del equipo que son clave, como los actores y el director, que si cabe tienen que ser más responsables”.

-Publicidad-