“Necesitábamos un proyecto que atrajese al público joven alejado de las salas del centro de la ciudad”

14

Álvaro Martín Martínez, Responsable de Comunicación y Contenidos de Súper 8

El pasado verano, el Palacio de la Prensa, un edificio puesto en pie en 1929 en la Plaza de Callao de Madrid, se convertía en un nuevo foco cultural y de ocio de la capital. Los fundadores de Súper 8 anunciaban entonces la puesta a punto de las tres salas de cine, una nueva programación de jueves a domingo que iba más allá de la proyección de películas, la reapertura de la sala de fiestas del sótano y la instalación de una pantalla exterior más.

Todo se englobaba bajo la marca Súper 8 (que incluye también una distribuidora cinematográfica), para dar cabida en las salas a contenidos alternativos como conciertos musicales, sesiones dobles con proyección de película más fiesta temática en la sala del sótano, la denominada Sala 0 a la que el espectador puede además acceder con su entrada de cine en ciclos especiales. Poco después de su puesta en marcha, Súper 8 decidía reducir el precio de la entrada de cine hasta los seis euros, con el objetivo de revitalizar las salas del centro de la capital. Además mantenía el precio habitual que corresponde al Día del espectador, por lo que los miércoles el coste de la sesión es ahora 4,50 euros, incluyendo estrenos en Versión Original Subtitulada en Español a esos precios y en la medida de lo posible también cine español y películas avaladas por la crítica.

El Cine de la Prensa acometió además una mejora en las instalaciones y salas principales de proyección, con nuevos sistemas de iluminación y sonido de alta definición, incluyendo Wifi gratuito para todos los espectadores que acuden al cine. Dentro de las acciones alternativas destacan también los estrenos de películas bajo demanda a través de la plataforma de ‘crowdticketing: Screenly. A esto hay que unir otras iniciativas como Cinemascopazo, que ofrece una experiencia cinematográfica los jueves por la noche, que incluye una película y posterior coloquio en la Sala 0 del propio cine. Los espectadores que así lo deseen pueden asistir tras la proyección a la grabación del programa Cinemascopazo, en la que Juan Gómez-Jurado y Arturo González-Campos charlan sobre la película y llevan a un invitado cada semana. La imaginación al poder. Álvaro Martín Martínez, Responsable de Comunicación y Contenidos de Súper 8 ha contado a Audiovisual451 los detalles de esta inconformista propuesta de exhibición.

Audiovisual451: ¿Cuál crees que son los rasgos distintivos fundamentales del Cine de la Prensa?

A.M: “El Cine de la Prensa trata de captar a un público interesado en los contenidos cinematográficos de calidad junto con el servicio personalizado que dan los cines de siempre. La autenticidad e historia de Gran Vía se unen a la actual tecnología para ofrecer una oferta que nos diferencie de la competencia, añadiendo la versión original a las versiones dobladas y bajando el precio a 6€ escuchando las demandas actuales de nuestro público”.

A451: ¿Qué ejemplos destacarías en sus diferentes propuestas de programación?

A.M: “Grandes estrenos como ‘La la Land’ en versión doblada, películas en VOSE tales como la última de ‘Star Wars’ o ‘50 Sombras Más Oscuras’, unido a cine de género y español”.

“La pérdida gradual de espectadores unida a la gran competencia hicieron necesario un cambio de estrategia. Necesitábamos un proyecto que atrajese al público más joven tan alejado de las salas del centro. Por ello, escuchamos sus peticiones a través de las redes sociales e intentamos captarles a través de la bajada de precio y la versión original. Asimismo, ampliamos la oferta cultural a monólogos y espectáculos en directo”

A451: ¿Qué os llevó a lanzar un proyecto tan alejado del sector de exhibición tradicional?

A.M: “La pérdida gradual de espectadores unida a la gran competencia hicieron necesario un cambio de estrategia. Necesitábamos un proyecto que atrajese al público más joven tan alejado de las salas del centro y que, sin embargo, residen en las zonas adyacentes a nuestras salas. Por ello, escuchamos sus peticiones a través de las redes sociales e intentamos captarles a través de la bajada de precio y la versión original, tan demandada por este sector del público. Asimismo, ampliamos la oferta cultural a monólogos y espectáculos en directo que atraen la atención del público volviendo a llenar las salas del Palacio de la Prensa”.

A451: ¿Conlleva esta diversificación una mayor inversión?

A.M: “Más que la diversificación en sí, lo que ha conllevado una mayor inversión es el equipamiento de las salas de un cine histórico para estar a la altura de los cines más actuales”.

A451: ¿Con qué equipamiento técnico en proyección y sonido cuentan los cines y qué capacidad tienen las salas actualmente?

A.M: “La sala 1 cuenta con 550 butacas mientras que la 2 y la 3 cuentan con 200 cada una lo que cubre un aforo de casi 1.000 personas. Todas las salas disponen de proyectores 2K y sonido Dolby SR para aportar la mejor calidad a un cine del año 1929”.

A451: ¿Os ha beneficiado el cierre paulatino de cines en el centro de la capital?

A.M: “El cierre de un cine siempre es una mala noticia y que se reduzca la oferta de salas de exhibición hace que parte del público deje de acudir debido a la falta de salas, lo que empobrece la vida cultural del centro. Para intentar suplir esta carencia, nos hemos propuesto dar una programación amplia y variada que recoja, en la medida de lo posible, la mayor cantidad de títulos que satisfagan los gustos de la mayor parte de espectadores”.

A451: Las Películas Bajo Demanda son otras de las iniciativas del Cine de la Prensa ¿cómo ha funcionado?

A.M. “Dentro de nuestro interés por conocer los gustos del público, hemos apostado por esta iniciativa con una aceptación cada vez mayor a medida que se ha ido dando a conocer al gran público. Aun así, queda camino por recorrer para que se convierta en una opción presente en la mente del público para consumir su tiempo de ocio”. (Continúa)

A451: También tomasteis la decisión de bajar el precio de las entradas ¿Se ha notado desde entonces una mayor afluencia de público?

A.M: “Aún es pronto para notar los efectos de esta reducción pero lo que sí es cierto es que llevamos un 20 por ciento de aumento de afluencia de espectadores con respecto al 2016”.

A451: ¿Y cómo ha sentado esta bajada de precio al resto del sector tradicional de exhibición?

A.M: “Cualquier oferta que haga que la gente acuda a las salas es bueno para todos los exhibidores, ya que devuelve el interés en el sector cinematográfico”.

A451: ¿Cómo es la relación con los demás exhibidores?
A.M: “Siempre ha sido de apoyo y compromiso por el interés común de volver a llenar las salas”.

A451: ¿Tenéis prevista alguna nueva iniciativa de programación para los próximos meses?

A.M: “Seguiremos apostando por los grandes estrenos en versión original subtitulada sin olvidar el cine de autor y el cine español. Nuestra distribuidora Super 8 cuenta con títulos avalados por la crítica tales como ‘No sé decir adiós’ o ‘Despido Procedente’ con Imanol Arias y Hugo Silva”.

A451: ¿Puedes hablarme de los planes de expansión de la propuesta?

A.M “Estamos estudiando la expansión en la exhibición en más salas del panorama nacional, hecho que ya estamos haciendo con la programación en cines de Sevilla y Huelva. Por último, barajamos la creación de acciones especiales bajo la marca Súper 8 basadas en la cultura, tales como Cines de Verano que amplían la oferta cinematográfica”.

-Publicidad-

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.