PlayFilm, el engagement a través del vídeo interactivo

Televisor, smartphone, tablet, ordenador… Hoy en día como mínimo cualquier ciudadano de a pie cuenta con alguno de estos dispositivos a su lado todas las horas del día, incluso las ocho que duerme. ¿Qué hace una persona con uno de estos dispositivos? Comunicarse, informarse, pero sobre todo, consumir vídeo. Según el último estudio de Cisco, para el año 2020 el 80 por ciento del tráfico de Internet procederá del vídeo online, de modo que… ¿A qué estamos esperando para explotarlo?

PlayFilm es una compañía con sede en Valencia que, tras dos años largos de trabajo, presenta un software capaz de crear vídeo interactivo y permitir así que la audiencia se sienta parte de él e incluso sea decisiva para su desarrollo. Una herramienta intuitiva, rápida y, algo muy importante, económica al alcance de cualquier productor.

Rafael Navarro y Raquel Valero, él procedente del mundo audiovisual, y ella, del marketing, fundaron PlayFilm en junio de 2014 con el claro objetivo de apostar por el vídeo interactivo. Dos años después y tras el apoyo de la aceleradora Lanzadera y la sociedad de inversión Angels, ambas plataformas pertenecientes a Marina de Empresas e impulsadas por Juan Roig, decidieron ir hacia una empresa de base tecnológica y desarrollar un software que ya ha estado al servicio de Coca-Cola, Microsoft, Sony Music, Sony Pictures, L’Oréal y Disney. “El vídeo hoy en día se consume en pantallas que, en su mayoría, son táctiles, lo que permite unas posibilidades que antes eran desconocidas y que no están casi exploradas. Además, se pueden aprovechar otras características de los dispositivos actuales como la geolocalización, la cámara integrada…” comenta a Audiovisual451 Pau Juanes, responsable de comunicación de PlayFilm.

- Publicidad -

Juanes desvela cómo fue la concepción inicial de PlayFilm, nacida como un proyecto paralelo a la productora de cine que los fundadores tenían ya en marcha. “Hicimos un primer proyecto con el cantante Abraham Mateo, primero grabamos el material audiovisual con una productora de nuestra confianza y después incorporamos la capa de interactividad, lo hicimos todo de manera artesanal, por así decirlo. El proyecto constaba de un videoclip de unos cuatro minutos con un final abierto, justo antes de terminar Mateo moría y se dejaba a los seguidores del artista con un gran cliffhanger de cara al cortometraje interactivo que se estrenaría la semana siguiente. Este corto incluía varios juegos interactivos con el objetivo de salvar la vida a Mateo. En la trama la novia del cantante podía viajar al pasado y salvarle la vida y los fans eran los responsables de pasar las pruebas para que el artista siguiera con vida” comenta el responsable de comunicación de PlayFilm. La experiencia fue un éxito: en el primer fin de semana se registraron 50.000 usuarios únicos que llegaron a interactuar 300.000 veces y la acción se mantuvo dos semanas más con valores muy altos. “Fue la prueba de que estábamos yendo por el camino correcto, el hecho de gamificar el cortometraje fue clave para aumentar el engagement, sin embargo, nos dimos cuenta de que no queríamos encargarnos de la producción del contenido interactivo, simplemente queríamos aportar las herramientas para que ese contenido interactivo pudiera producirse de manera masiva” asegura Juanes. 

Y así, se convirtieron en una empresa proveedora de servicios, “creamos un SaaS (software as a service), y hoy en día ofrecemos un servicio basado en la nube mediante un programa que permite crear vídeo interactivo”. Tras ocho meses de desarrollo y tres más de prueba, PlayFilm es hoy una herramienta abierta a todos los productores, con la ventaja de que es gratuita: “No queremos que la falta de presupuesto sea un impedimento para probar y conocer el potencial de PlayFilm y del vídeo interactivo. Sabemos que la voluntad de innovar existe pero estamos ante un escenario delicado para la producción audiovisual, de manera que tenemos que ponérselo fácil a los productores, no queremos romper presupuestos” comenta Juanes.

PlayFilm equipo

Así, accediendo desde PlayFilm.Tv, cualquier usuario puede abrir una cuenta en PlayFilm y acceder al programa, producir un vídeo interactivo donde aparecerá el logotipo del software y obtener hasta 100 visualizaciones sin coste, cantidad que desde la compañía consideran suficiente para mostrar el producto a los clientes potenciales a modo de maqueta. “Queremos que de primeras cualquiera pueda probar PlayFilm y una vez comprobado y convencidos de su potencial, pasen al modelo de suscripción por el que acceden a formación que nosotros mismos proveemos, así como a asesoramiento para llegar a las marcas y a soporte a través de teléfono y chat” anuncia Pau Juanes. “Hemos llegado a un modelo de negocio basado en la suscripción anual con unos precios que publicaremos en los próximos días” añade.

La versión profesional de PlayFilm permite una personalización total del vídeo, sin el logotipo del software, y presenta tres opciones en función del tamaño de la audiencia: la pequeña es para hasta 5.000 visualizaciones; la mediana, hasta 50.000 visualizaciones; y la grande, hasta 200.000 visualizaciones. “Se pueden contratar campañas más grandes de manera puntual, incluso hemos hecho una para Coca-Cola de más de un millón de visualizaciones” comenta Juanes. Lo que tienen claro es que la respuesta de los productores es inmediata: enseguida comienzan a pensar en sus obras para pasarlas al modo interactivo, “estamos dándole una herramienta que puede utilizar de manera infinita basándose en su creatividad” asegura Juanes a Audiovisual451.

Uno de los ejemplos más llamativos del potencial de PlayFilm ha quedado demostrado con la campaña de ‘Zootrópolis’, la película de Disney estrenada en salas el pasado mes de febrero. “AOL nos encargó una versión interactiva del tráiler de la película de Disney ‘Zootrópolis’ y pensamos en convertirlo en un juego, de manera que al comienzo del vídeo te retan a encontrar a cinco personajes para entrar en el sorteo de unos premios. Fue una acción muy distinta porque estaba ligada a un banner, un formato publicitario algo agotado con una media de entre 0,8 y 1 clic por cada cien veces que se muestra. El vídeo de ‘Zootrópolis’ se sirvió en una red de banners a través de un adserver y durante dos semanas registró 160.000 visualizaciones y obtuvo un Click-Through Rate (cuántas veces consigue que se haga clic en ese banner) del 10 por ciento, lo que significa que fue un éxito porque superó en mucho la media habitual de un banner. El tráiler en sí tenía una duración de dos minutos, pero los usuarios pasaban en el vídeo hasta ocho minutos, es decir, conseguimos que el tráiler se viera completo y que, además, el usuario volviera a verlo para superar el reto que se le había propuesto. La gamificación revitalizó claramente el formato del banner” asegura el director de comunicación de PlayFilm.

Hoy en día, los vídeos interactivos creados con PlayFilm se pueden ver en múltiples entornos web a través de códigos que se incrustan, y están trabajando para que puedan incluirse en plataformas como YouTube, Facebook, Vimeo o Dailymotion, tal y como comenta Juanes “se trata de compañías muy grandes con políticas muy estrictas para aceptar tecnologías que no han desarrollado ellas mismas, lo mismo sucede con el iPhone. Desde PlayFilm estamos trabajando especialmente en un proyecto para demostrar a Facebook el potencial y la calidad de PlayFilm, somos conscientes de la importancia de que nuestros vídeos interactivos se vean, por lo menos, en YouTube y Facebook”.

En paralelo, acaban de lanzar una nueva campaña con la girl band Sweet California y Coca-Cola y trabajan en nuevos proyectos para la misma marca de refrescos, así como otros proyectos para Microsoft y Sony, con un equipo de trece personas que aumentará a lo largo de este 2016. Además, PlayFilm tiene una clara vocación internacional, “si bien este año seguiremos centrados en el mercado español, donde pensamos que tenemos un enorme potencial de crecimiento, estamos iniciando contactos en Londres para nuestra expansión”, de ahí que el software esté en inglés, como casi todos los programas relacionados con el vídeo. Los manuales y el servicio de soporte están disponibles en castellano. Además, conscientes de lo rápido que evoluciona la tecnología, PlayFilm está en continuo desarrollo, “cada dos semanas afrontamos nuevos retos, actualizamos y añadimos nuevas funcionalidades, así que aproximadamente cada mes y medio publicamos actualizaciones”.

“El futuro también pasa por implicar al espectador en el contenido, no sólo por el tamaño de los televisores o la calidad de la imagen, tenemos que integrar al usuario en la pantalla y hay que aprovechar cualquier formato nuevo, como el vídeo 360 que está incorporado en nuestro software. Está comprobado que los usuarios están abrazando los nuevos formatos. Creo que por el momento sólo hemos rascado la superficie de todas las posibilidades que tiene la tecnología hoy en día” concluye Pau Juanes.

“En definitiva, hemos desarrollado 100% en España un software profesional de edición de vídeo interactivo dirigido a productoras, agencias de publicidad y creativos audiovisuales, que permite añadir elementos interactivos a cualquier tipo de vídeo sin necesidad de programadores y en apenas unas horas, con el consiguiente ahorro en tiempo y costes.”

“El pasado noviembre lanzamos la beta y hemos trabajado con unos pocos productores (testers). El resultado ha sido muy satisfactorio hasta el punto de que algunos de ellos ya han facturado más de cien mil euros desarrollando campañas interactivas para las marcas anunciantes más importantes.

Acabamos de lanzar la nueva web con varios casos de éxito y la V1 de nuestro software; cualquier usuario puede empezar a probarlo ya mismo en PlayFilm.Tv

-Publicidad-