José Batlle: “El mercado español no puede soportar 3.800 pantallas”

Publicado por
Premio de la UNIC en CineEurope 2014

En 2004 José Batllé recibió el premio al exhibidor del año en Cinema Expo 2004 de Amsterdam, la feria dedicada a la distribución y exhibición cinematográfica que ahora se celebra en Barcelona bajo la denominación de CineEurope. Este año, el exdirector general de CINESA en España y exdirector de operaciones para Europa Continental del Grupo ODEON y UCI Cinemas, es galardonado de nuevo en el evento pero en esta ocasión con del Premio de la UNIC, la entidad que agrupa a las principales asociaciones de exhibidores europeos.

José Batlle

José Batlle

Y recoge el premio en Barcelona, su ciudad, y en la que se empeñó que se celebrase CineEurope: “Pepe (Batlle) ha sido siempre un gran defensor de esta convención y fue uno de los responsables de que CineEurope aterrizase en Barcelona. Pepe tiene la extraña habilidad de hacer que las cosas sucedan, como demostró durante los últimos dos años en España. Su compromiso y el amor por la industria del cine es evidente en todo lo que hace, por lo que se ha ganado el respeto y la estima de todos los que han colaborado con él durante sus 28 años en la industria”, declaró tras conocer la concesión del premio, el director general de CineEurope, Robert Sunshine.

Pepe Batlle, que tras 28 años en UCI Cinemas ahora trabaja para Dolby como “external consultant-Senior advisor Cinema”, recoge el Premio de la UNIC el lunes 16 de junio en el Centro Convenciones Internacional de Barcelona (CCIB). El galardón se otorga cada año a una personalidad destacada por su dedicación y servicio a la exhibición cinematográfica europea.

Después de completar un MBA en Estados Unidos, Batlle comenzó a trabajar en el negocio de electrónica de consumo y posteriormente inició su carrera en el sector de exhibición hace ahora 28 años, en la compañía de la familia de Forman. Su carrera le llevó a trabajar con grupos multinacionales como Paramount y Universal , así como con Terra Firma, actuales propietarios de ODEON y UCI Cinemas Group. En 1995 , Pepe Batlle fue promovido a Vicepresidente Senior para el Sur de Europa y Brasil. En 2004, fue nombrado director de operaciones para Europa en los Cines del Grupo ODEON y UCI. Durante todo este tiempo, Batlle ha sido uno de los responsables de la puesta en marcha de más de 1.000 salas de cine en cinco países europeos y Brasil. Ha estado involucrado en la adquisición de 10 empresas y tuvo bajo su mando a más de 3.000 empleados mientras ODEON y UCI Cinemas Group se convertía en el circuito de exhibición más importante de Europa. Con semejante currículum, algo sabe sobre el sector de exhibición y como comenta Phil Clapp, presidente de UNIC, “sus contribuciones a la exhibición cinematográfica europea son sobresalientes”.

Audiovisual451: ¿Qué supone recibir un nuevo premio en la convención europea de exhibidores más importante?

José Batlle: “En el año 2004 estaba en plena vorágine de trabajo, mi empresa había cambiado de propiedad, que pasó a depender de Terra Firma. Ahora las sensaciones son bien diferentes porque yo me he retirado del mundo de la exhibición. Entonces me premiaban como exhibidor del año y ahora me galardonan por toda mi trayectoria de 28 años en la industria. El Premio de la UNIC es más una despedida, agradecerme todo lo que he hecho en este tiempo… También me dieron otro premio en CinemaCom en Las Vegas y supongo que al final tanta distinción es para asegurarse de que no vuelva (ríe)”.

unic-logoAV451: ¿En todo este tiempo de cambios tan drásticos en la industria, tan trascendentes como el paso del cine silente al sonoro, ¿qué ha sido lo realmente fundamental en este periodo que te ha tocado vivir al frente de uno de los principales circuitos de exhibición europeos?

J.B: “En 1986, cuando empecé, el cine estaba inmerso en una crisis extraordinaria, la cifra de espectadores bajaba de una manera tremenda. En todo este tiempo se produjeron cambios cruciales como la construcción de multiplexes, se consolidaron empresas de exhibición, el marketing también cambio sustancialmente, se mejoró considerablemente la proyección, el sonido y la confortabilidad de las salas de cine… Conseguimos recaptar una audiencia que se había perdido. En los últimos años hemos vivido toda la transformación de lo analógico a lo digital. Y actualmente se está hablando de la cuestión del ‘Gran Formato’. El Home Entertainment nos ha ganado la batalla de la calidad y la industria de la exhibición debe contratacar y volver a ofrecer un valor añadido a los espectadores”.

AV451: ¿De qué se siente más orgulloso en todos estos años?

J.B: “En el fondo, de lo que me siento más orgulloso es de la cantidad de gente que he tenido la oportunidad y el honor del dirigir, muchos de los cuales ahora ocupan puestos de responsabilidad. Me siento muy orgulloso de ellos, francamente”.

 “En el fondo, de lo que me siento más orgulloso es de la cantidad de gente que he tenido la oportunidad y el honor del dirigir, muchos de los cuales ahora ocupan puestos de responsabilidad. Me siento muy orgulloso de ellos, francamente”.

AV451: Como en los 80 ahora la exhibición, al menos en España no atraviesa por su mejor momento ¿Qué posibles soluciones debería ofrecer el sector para revertir esta situación?

J.B: “Esta es una pregunta muy difícil, pero la voy a intentar responder. En primer lugar, en España, porque cada país es diferente, debido al ‘boom’ inmobiliario se construyeron más cines de los necesarios. El número de pantallas por millón de espectadores es superior a la de cualquier otro país europeo exceptuando Francia y esto es una salvajada. Estamos actualmente en unos 3.800 pantallas y en mi opinión el mercado español no puede soportar esta cifra. Yo creo que deberíamos tener entre 2000 y 2.500 salas, lo que significa que deberían cerrar muchos cines. Yo lo siento, pero es así. La rentabilidad por pantalla en España es de los más bajos de toda Europa. Tampoco hay que olvidarse que España ha notado más que otros territorios la crisis económica, por lo que el poder adquisitivo de las familias se ha visto muy mermado. En este sentido, creo que hay que hacer un trabajo extraordinario de marketing para que cambie la percepción, y fíjate que subrayo mucho esta palabra, del consumidor de que el precio de las entradas es muy alto. Yo creo que no es caro y cualquier otro tipo de ocio externo al del hogar es mucho más caro que ir al cine. Son más caros los conciertos, el fútbol, teatro, ir a cenar… En mi opinión, tendremos que cerrar cines e incrementar el valor añadido de las salas, trabajar en el ‘Gran Formato’ con sonido espectacular, grandes pantallas… una tecnología más avanzada que nos permita superar lo que el consumidor pueda tener en su casa. Hay que volver a invertir para aumentar la calidad de la oferta de los cines. También hay que cambiar la manera de relacionarse con los espectadores, el marketing que estamos utilizando ya no sirve, está anticuado, hay que impulsar nuevas medidas de marketing. Hay que conseguir llegar mejor al consumidor final”. (Continúa)

“En España, el número de pantallas por millón de espectadores es superior a la de cualquier otro país europeo exceptuando Francia y esto es una salvajada. Estamos actualmente en unos 3.800 pantallas y en mi opinión el mercado español no puede soportar esta cifra. Yo creo que deberíamos tener entre 2000 y 2.500 salas, lo que significa que deberían cerrar muchos cines. Yo lo siento, pero es así. La rentabilidad por pantalla en España es de los más bajos de toda Europa. También creo que hay que hacer un trabajo extraordinario de marketing para que cambie la percepción, y fíjate que subrayo mucho esta palabra, del consumidor de que el precio de las entradas es muy alto”.

AV451: Quizá en eta nueva dirección también haya que incluir medidas efectivas para luchar contra la piratería ¿no es así?

J.B: “Claro, por supuesto y más aquí en España, donde los niveles de piratería son inaceptables, mucho más elevados que en otros países. La cultura española en este sentido es terrible, incluso hay centros educativos donde los profesores proyectan a los alumnos materiales pirata. Somos un país pirata y eso es imperdonable. Hemos perdido una generación de jóvenes que ya no acude al cine, que ve las películas cuándo quiere y dónde quiere. Pero además de todo esto, la única manera de revertir la situación es que las relaciones entre distribuidores y exhibidores cambien, que mutuamente se dejen de ver como enemigos. Las reglas de las relaciones son prácticamente las mismas de cuando se inventó esta industria y no tiene sentido. Hay que cambiarlo, no puede continuar así. El enemigo está fuera. Si exhibición y distribución no van de la mano, cambiando los términos de la contratación y las relaciones comerciales, esto no se puede arreglar, es muy profunda la herida”.

AV451: Con toda la experiencia adquirida en todos estos años ¿cuáles son los mercados emergentes que van a protagonizar la próxima década de la exhibición?

J.B: “Sobre todo Rusia, China, India y Brasil. En este último caso te lo digo con conocimiento de causa porque yo desarrollé 111 pantallas en Brasil y fui responsable de este territorio para mi compañía durante 6 años. El crecimiento en estos países está siendo bestial”.

“Somos un país pirata y eso es imperdonable. Hemos perdido una generación de jóvenes que ya no acude al cine, que ve las películas cuándo quiere y dónde quiere. Pero además de todo esto, la única manera de revertir la situación es que las relaciones entre distribuidores y exhibidores cambien, que mutuamente se dejen de ver como enemigos. Las reglas de las relaciones son prácticamente las mismas de cuando se inventó esta industria y no tiene sentido. Hay que cambiarlo, no puede continuar así. El enemigo está fuera. Si exhibición y distribución no van de la mano, cambiando los términos de la contratación y las relaciones comerciales, esto no se puede arreglar, es muy profunda la herida”.

AV451: Tras dejar Cinesa-UCI ¿cuáles son tus nuevas responsabilidades como colaborador externo de Dolby?

J.B: “exactamente soy ‘external consultant-Senior advisor Cinema’. Ellos me han elegido por mi experiencia en el cine, porque quieren implicarse mucho más en el sector de la exhibición. Una de las llaves para hacerlo es sin duda el sonido Dolby Atmos, es extraordinario. Ahora se van a lanzar a la proyección digital, ya he visto un prototipo de proyección de Dolby que ofrece un contraste de colores increíble, con una calidad de imagen extraordinaria. Creo que Dolby va a ser un player importante en la cuestión del ‘Gran Formato’ en salas de cine. Creo sinceramente que esta es la tendencia que deben seguir los exhibidores, pero no entendiendo el ‘gran formato’ como una pantalla más grande, supone una mejor calidad de imagen y sonido, mejor confortabilidad, mejor presentación del producto…”

AV451: ¿Qué representa una iniciativa como CineEurope para la exhibición europea?

J.B: “He tenido cierta responsabilidad en el hecho de que CineEurope se celebre en Barcelona. Yo pensaba que tras bastantes años en Amsterdam la feria necesitaba un cambio. Como soy barcelonés, le comenté a Robert Sunshine que sería buena idea trasladarla a Barcelona. Visitamos los lugares donde podría organizarla y eligió la ubicación actual, en el Centro Convenciones Internacional de Barcelona (CCIB). Por cierto, el equipo de Kelonik ha hecho un trabajo espectacular en el auditorio, que este año contará además con sonido Dolby Atmos. Las majors están encantadas con la calidad de imagen y sonido. En definitiva, cualquier exhibidor que tenga inquietudes, saber cómo evoluciona el negocio, las tendencias, compartir experiencias y ver las películas que vendrán próximamente debe venir, sin pensarlo, es una obligación. Es un momento ideal para cambiar impresiones de manera distendida incluso con tus competidores”.

Un comentario

  1. Pingback: CineEurope se acuerda nuevamente de la industria cinematográfica española en sus galardones anuales | | Audiovisual451

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*